José Ortega Cano ya descansa en la UCI tras una operación de seis horas y media

José Ortega Cano, como cualquier torero, ha visto muchas veces la muerte de cerca. Él ha sentido el asta de toro entre sus carnes en más de una ocasión. Las cogidas más graves: una en 1979, en San Isidro, Madrid, y años después, en 1995, otra en Cartagena de Indias, Colombia.

jose ortega cano

No han sido éstas las únicas veces que España entera ha estado pendiente del torero por sus entradas y salidas del hospital. Recordamos por ejemplo la del 2011, cuando un toro le envistió en la Real Maestranza de Sevilla provocándole una lesión en la rodilla de la que inevitablemente tuvo que ser operado pasado un mes. La recuperación para el torero fue larga y dura. A la memoria le vino esta mala etapa de nuevo en 2007, en la plaza de Fuentesaúco su rodilla se resintió de nuevo, esta vez, la lesión no era grave.

Un susto mayor nos dio José Ortega Cano en septiembre del pasado año...Rafael Cerro, un joven novillero del que Ortega Cano es apoderado estaba toreando a un novillo en la finca de Yerbabuena cuando le envistió... Ortega Cano salió en su ayuda y terminó por tirarle también a él al suelo dándose un fuerte golpe en la cabeza y quedándose inconsciente por unos minutos. Todo quedó en un susto.

En definitiva, el torero sabe que cuando sale al ruedo, sale a jugarse la vida. Pero... una cosa es jugarse la vida ante un toro, tu vida, -para muchos un riesgo que adquiere la categoría de arte, para otros tantos una absoluta estupidez-, y otra muy distinta es jugársela en la carretera, tu vida y sus vidas...

José Ortega Cano iba a una velocidad inadecuada e invadió el carril contrario


Según recoge el primer informe de atestado elaborado por la Guardia Civil, José Ortega Cano, en el momento del accidente "circulaba a una velocidad inadecuada para el trazado de la vía", es por esto, según menciona dicho documento, que el Mercedes todoterreno del torero invadió el carril contrario al tomar una curva en el momento en el que C.P.C., de 48 años circulaba con su coche por el suyo. Se produjo un choque frontal en el que C.P.C. murió en el acto y José Ortega Cano resultó gravemente herido. Los bomberos se vieron en la difícil tarea de rescatar a José Ortega Cano de entre el amasijo de hierros en el que se había quedado su coche tras la brutal colisión... Tardaron dos horas en sacar al torero que ya había perdido mucha sangre.

Según cuentan fuentes del periódico 'El Mundo' no pudieron comprobar en el momento si Ortega Cano se encontraba bajo los efectos del alcohol debido a su delicado estado físico. En cualquier caso, según comenta este medio, el torero no presentaba síntomas de estar ebrio, pero como es lógico le han tomado muestras de sangre para hacerle un estudio toxológico.

José Ortega Cano fue trasladado de urgencia al Hospital Virgen Macarena de Sevilla en un estado muy grave. Allí ha tenido que ser intervenido quirúrgicamente en dos ocasiones por un equipo de cirujanos cardiovasculares y traumatólogos. Ahora el torero retirado se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos tras la última operación que ha durado seis horas y media. Allí permanecerá de momento para su vigilancia postoperatoria. Según el último parte médico, su pronóstico sigue siendo "muy grave".

Según reza el comunicado del hospital con esta última operación se ha podido resolver un punto sangrante de colon, y se ha fijado la fractura múltiple de fémur que presentaba. El comunicado señala además que "salvo si se sucedieran importantes cambios clínicos en la evolución del paciente, el nuevo parte médico será emitido mañana día 30 por el centro hospitalario".

Alexandra H. Gail  •  domingo, 29 de mayo de 2011

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Celebrities

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x