Las lágrimas de mujer no 'ponen' a los hombres

las lágrimas de mujer no 'ponen' a los hombres

Dicen que tras las grandes peleas, las parejas protagonizan los más intensos momentos de pasión, por decirlo finamente... Y en las grandes peleas, siempre hay lágrimas. Tras la tristeza el desenfreno.

Pues no. Otro mito más que se nos cae gracias a los avances de la ciencia. El responsable de este 'avance' es el neurobiólogo Shani Gelstein. Su descubrimiento: que los hombres expuestos a lágrimas femeninas experimentan una reducción de su deseo sexual y sus niveles de testosterona. Y a esta conclusión ha llegado gracias a un estudio del Instituto Weizmann de Ciencia, en Israel, que ha tenido el honor de liderar.

El estudio fue publicado en la revista 'Science'. Entre sus páginas una serie de descubrimientos. El más importante, que las lágrimas no sólo son símbolo de dolor, tristeza o alegría, sino que tienen una curiosa función: la de enviar señales químicas a los que nos rodean. Y vamos a especificar entre las lágrimas femeninas y las masculinas. Al parecer las femeninas contienen sustancias químicas que afectan al comportamiento de los varones. Sobre las masculinas no se ha comprobado nada. Te contamos cómo llegó el neurobiólogo a tal término.

La investigación

En la primera fase de la investigación se hacia oler a un grupo de hombres lágrimas femeninas por un lado, y solución salina por otro. Ninguna diferencia. El siguiente paso fue hacer oler de nuevo con los ojos vendados y mediante una tira adherida a la nariz lágrimas de mujeres que habían llorado viendo películas dramáticas a unos, y a otros, de nuevo la solución salina. Nada de nada. Nadie notaba diferencia, nadie fue capaz de distinguir.

Pero todo cambió tras el siguiente paso en el experimento. Tras haber olido tanto lágrimas como solución salina, se les mostró a los hombres diferentes rostros femeninos y... ¡sorpresa! A aquellos hombres a los que les habían dado a oler lágrimas femeninas, las mujeres les parecían menos atractivas sexualmente. Las lágrimas les habían afectado al cerebro de algún modo.

Y aquí no terminó el experimento. El siguiente paso fue monitorizar a los hombres con resonancias magnéticas mientras veían películas tristes. El resultado: su cerebro mostraba menor actividad en las zonas que se asocian con el deseo sexual.

Así que queda demostrado, a los hombres no les pone en absoluto ver a una mujer llorar. Solo un apunte en esta investigación: se ha comprobado el efecto de las lágrimas de la mujer sobre el hombre, pero no el de las lágrimas del hombre sobre la mujer. Apostamos a que el efecto es el mismo.

Alexandra H. Gail  •  jueves, 10 de enero de 2013

1 comentarios

Avatar

  • ElLoboEstepario
    ElLoboEstepario

    Valoración usuario

    Valoración: 0

    15/01/2011 18:51

    Deseo sexual no.. Pero a algunos hombres nos gustan las mujeres sensibles, lloren o no lloren.

    Valorar
    Responder

Página: 1 de 1 (1 Elementos)

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x