Cómo pasar de pareja sexual a amorosa

Laura Sánchez

Pasar del sexo al amor

Hay veces que te encuentras metida de lleno en una relación de pareja sin saber muy cómo. Ocurre cuando no te planteas tener pareja pero sí una vida sexual y aparece un hombre con el que encajas a la perfección dentro y fuera de la cama. Nos preguntamos cómo pasar de pareja sexual a amorosa y si es buena idea.

Por qué lo llaman sexo cuando quieren decir amor

Una noche conoces a un chico y te atrae tanto que directamente te lo llevas a la cama. Acostarse con un desconocido no es un delito, al menos todavía, como tampoco lo es que el sexo con ese hombre cree una intimidad especial que te haga querer más. Más sexo y más intimidad. En este momento empiezan tus problemas, porque ni tú ni él teníais pensado tener pareja.

Pero resulta que esa noche que has pasado con él te ha gustado tanto que quieres repetir. Y le llamas después del sexo para otra cita, también de sexo, que ambos estáis muy seguros de que no queréis tener pareja. Una cita sexual y otra más y te das cuenta de que encajáis a la perfección, de que el tiempo con él pasa volando y entre risas y que nunca te habías sentido así de cómoda con un hombre.

¿Qué estás pensando? Es que ahora quieres quedar con él también para hacer otras cosas además del sexo, es que te gustaría llamarle solo para escuchar su voz y no puedes aguantar las ganas de mandarle un mensaje de buenas noches. No sabemos cómo ha ocurrido, pero estás enamorada de él, reconócelo.

El único camino para pasar de pareja sexual a pareja amorosa es aumentar el tiempo que pasáis haciendo otras actividades y que él sienta lo mismo. Que él esté tan cómodo dentro de la cama como fuera, que os apetezca a los dos salir a cenar o dar un paseo por la playa, que él también se muera de ganas de saber de ti cuando no estáis juntos. Y es que las relaciones de pareja son siempre cosa de dos, no basta con que tú quieras.