El estrés y la ansiedad, grandes enemigos del deseo sexual femenino

La baja autoestima aparece también cuando estamos estresados

Redacción DF
estrés y ansiedad, enemigos del deseo sexual
 
Cuando el estrés y la ansiedad aparecen en nuestra vida, todo a nuestro alrededor se desmorona. Nuestra autoestima se ve afectada porque, debido al estrés y la ansiedad, solemos comer más y, claro, eso hace que cojamos algunos kilos y que cuando nos ponemos frente al espejo no nos guste lo que vemos. 
 
Niveles altos de estrés y de ansiedad tienen consecuencias negativas también sobre el deseo sexual femenino. Según explica María Esclapez, sexóloga y autora del libro Inteligencia sexual, "toca de lleno en la excitacion, en la no aparición de orgasmos y en el disfrute del mismo acto sexual, además de las consecuencias a nivel hormonal que puede provocar y que lleva a que la mujer no quiera tener contacto sexual". 
 

El sexo ayuda a aliviar el estrés 

estrés, ansiedad y deseo sexual Y, aunque el estrés reduce el deseo sexual, la mejor forma de atacar ese estrés es practicando más sexo. Suena muy contradictorio, pero es una realidad: el sexo genera hormonas que ayudan a liberar el estrés. "Esto se consigue llevando una vida tranquila y tiendo unos buenos hábitos: hay que comer bien, hacer deporte de manera contínua, practicar actividades relajantes como el yoga, que ayuda mucho a la autoestima, y saber respirar correctamente (por la nariz, no por la boca). Todo lo que ayude a estar tranquilo, evita el estrés", señala esta sexóloga. 
 
Por otro lado, no hay que olvidar que existe cierta relación entre el estrés y las enfermedades relacionadas con la vagina. "Cuando estamos estresadas, las defensas disminuyen y nuestro cuerpo es más propenso a desarrollar hongos o herpes. Esto no significa que por el simple hecho de tener estrés se sufran enfermedades vaginales, pero sí que es cierto que en una situación de gran ansiedad solemos cambiar, a peor, nuestros hábitos". 
 
Cuidemos nuestra mente, cuidemos nuestro cuerpo y disfrutemos de la vida y... ¡del sexo! 

Puedes leer más artículos similares a El estrés y la ansiedad, grandes enemigos del deseo sexual femenino, en la categoría de Sexualidad en Diario Femenino.