Diferencias entre el orgasmo vaginal y el del clítoris

Aprende a diferenciar los distintos tipos de orgasmo femenino que existen

Tamara Sánchez

Cómo llegar al orgasmo

Para que una mujer tenga un orgasmo increíble deberá conseguir alcanzar el orgasmo clitoriano. Las diferencias entre el orgasmo vaginal y el del clítoris siempre han sido un buen tema de debate, sobre todo porque en lo que respecta al orgasmo del clítoris no se puede dudar de su existencia, pero el de la vagina es más dudoso, independientemente de las posturas sexuales.

Diferencias entre el orgasmo vaginal y el del clítoris

Diferencias entre el orgasmo vaginal y el del clítoris

Llegar al orgasmo sólo mediante la penetración en la vagina, sin estimular al clítoris en absoluto es muy complicado (por no decir imposible). Un orgasmo vaginal sería esto, que una mujer llegase al climax mediante la estimulación durante el coito vaginal, pero sin que el clítoris tuviera ningún protagonismo. Sin embargo, la vagina tiene muy pocas terminaciones nerviosas (si las tuviera tanto la penetración como ponerte un simple tampón sería muy doloroso) por lo que no puede tener un orgasmo por sí solo. 

Pero la realidad es que la vagina y el clítoris no debes pensarlas como dos cosas separadas, sino que tienes que pensar en una y en otra como en una red conectada de nervios y músculos. En realidad no existe tal separación, es algo artificial porque el sistema de órganos del clítoris en realidad rodea a la vagina, la uretra y el ano. En lugar de pensar en un orgasmo vaginal y otro de clítoris, tendrás que entender que el orgasmo es todo en uno y hay muchas cosas relacionadas, porque al fin y al cabo... ¡un orgasmo siempre es un orgasmo! Y para que una mujer llegue a él, tendrá que tener estimulación en el clítoris, sí o sí. 

La estimulación del clítoris es imprescindible, pero cada mujer sabe lo que le gusta de lo que no le gusta tanto. La presión en el clítoris o alrededor de él puede causar la plenitud para llegar al orgasmo. Durante la excitación sexual, el clítoris se pone erecto, crece y presenta cambios ya que los vasos sanguíneos a través de toda el área pélvica se hinchan y se causa una sensibilidad vaginal increíble. Incluso los labios internos se hinchan y se cambian de forma, ¡todo es un cambio para que la mujer disfrute del clímax sexual gracias a la estimulación del clítoris!