Alarma nuclear: radiación, cáncer y muerte en Japón

radiación, cáncer y muerte en Japón
La Unión Europea declaró oficialmente que la situación en la central nuclear de Fukushima "está fuera de control" y muchos países empiezan a desconfiar que el Gobierno japonés no dice toda la verdad sobre la gravedad de la fuga de radiactividad tras el terremoto y el tsunami.

Hay muchas contradicciones en la informaciones que llegan a la opinión pública internacional. La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha asegurado que por ahora no hay peligro más allá de los 30 kilómetros de distancia de seguridad de la central de Fukushima y los riesgos para la salud de la población son pequeños.

Sin embargo todos se preparan para lo peor. Un ejemplo, el Grupo Europeo de Trasplante de Sangre y Médula Ósea ha enviado un mensaje de alarma a los más de 3.000 médicos y 500 unidades especializadas en trasplante de médula ósea para que estén preparados en caso de que aumente el nivel de radiación en la ciudades japonesas. La lesión medular es uno de los efectos de la exposición a la radiación.

Efectos de la radiación en Japón: quemaduras, malformaciones y cáncer


Los efectos de la radiactividad sobre la salud son complejos. Los bebés, niños y los adolescentes son los más afectados por la exposición a la radiación porque crecen mucho. Las células del ser humano más afectadas por altas dosis radioactivas son las que más se reproducen. Los órganos que más sufren con la radiación son la piel, los ojos (ceguera), el sistema reproductor masculino y femenino. La médula ósea, la glándula tiroides y la sangre, con una pérdida importante de glóbulos blancos, pueden ser otros de los órganos afectados.

Si una persona sufre una dosis de unos 500 mSv pueden sufrir náuseas y mareos. A partir de 1.000 mSv pueden presentar lesión medular. Si la dosis recibida es superior a 7.000, la muerte es inevitable.

La contaminación radiactiva deja una herencia aterradora durante muchos años y un sin fin de enfermedades y malformaciones. Durante 20 años, los contaminados japoneses pueden sufrir alteraciones del ADN de las células, que pueden provocar mutaciones congénitas y malformaciones en las generaciones futuras. El cáncer de órganos sólidos, la leucemia y el linfoma, son muy frecuentes en la población afectada. Además de otras terribles consecuencias, la radiación aumenta el número de abortos y de malformaciones en los fetos de mujeres embarazadas.

La central nuclear de Fukushima, en el noreste de Japón, ha alcanzado el nivel 6 de alerta nuclear, según la Escala Internacional de Sucesos Nucleares (INES), que contempla como categoría máxima la 7. Mientras las autoridades japonesas sitúan el número de muertos y desaparecidos en, al menos, 10.000 fallecidos.

Juan Note  •  martes, 15 de marzo de 2011

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Galería

  • Consecuencias del terremoto que ha azotado Japón

    Consecuencias del terremoto que ha azotado Japón

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x