El chocolate de las monas de Pascua, protagonista de la Semana Santa de los niños

Huevos de Pascua

La Semana Santa es, después de Navidad, la época más dulce del año. Las vacaciones y encuentros familiares propician las comilonas y sobre todo, los postres típicos de esta época del año, como las torrijas o las monas de Pascua.

Estos dulces tradicionales de Cataluña hacen las delicias de los más pequeños, y de los mayores que quieren recordar su infancia gracias a las tartas y los huevos de chocolate. Eso sí, con los años las tortas tradicionales han evolucionado, y poco tienen que ver las actuales con las que se cocinaban siglos atrás.

Las monas de Pascua más demandadas


De modo que a pesar de la crisis los niños podrán disfrutar de las elaboradas figuras de chocolate que le han ido ganando terreno poco a poco a la torta tradicional recubierta con huevo y acompañada de un sencillo adorno de chocolate, siendo sin duda lo más dulce de la Semana Santa.

Ahora, además del huevo tradicional, se fabrican figuras populares de los dibujos animados, teniendo éxito sobre todo Dora la Exploradora, Hello Kitty y Bob Esponja, auténtico ídolo infantil. No faltan los los castillos de princesas, y otros temas de fantasía, ni se olvidan del fútbol en Barcelona, con miniaturas de Xavi, Messi o Iniesta. Para los que prefieren la Fórmula 1, estarán las réplicas del Ferrari de Fernando Alonso.

Las ventas de monas se mantienen


A pesar de la crisis y de la previsión meteorológica, el Gremio de pasteleros de Barcelona asegura que las ventas se mantendrán al menos al nivel del año pasado. Las primeras previsiones apuntan que en toda Cataluña se comercializarán unas 660.000 monas de Pascua, cifra que igualaría a la de 2010.

El presidente de la organización, Josep Cardona, ha apuntado que la tradición del chocolate en Cataluña es muy importante por lo que los pasteleros han adelantado las ventas este año y son muchos los que encargan por anticipado las monas para no quedarse sin ellas.

Dulces de Semana Santa

 

Dulces de Semana Santa en otras regiones


También en Asturias y Murcia los pasteleros se muestran confiados. Según el presidente del Gremio de Artesanos Confiteros de Asturias, Manuel Antonio Menéndez, en estas fechas «nadie se cuestiona comprar un bollo a su ahijado». Y en Murcia aseguran que las ventas se mantendrán, aunque la gente optará por las más baratas, gastándose entre 20 y 24 euros por persona.

En Valladolid, además de los huevos de Pascua, tienen mucho éxito los "penintentes", figuras de cofrades hechas de caramelo o chocolate. "Los protagonistas son los niños. A ellos se les van los ojos, compran lo que les llama la atención" dice un pastelero de la localidad.

El presidente de la Confederación Española de Empresarios de Pastelería, Salvador Santos Campano, señaló que este año se espera que se vendan en España 10 millones de monas de Pascua y entre 38 y 39 millones de torrijas.

El origen de la mona de Pascua


¿De dónde vienen estos dulces? Su origen, discutido por los expertos, puede ser árabe (la palabra mona provendría del vocablo árabe "munna", que quiere decir obsequio) o romano (en el que el dulce sería símbolo de muerte y resurrección).

Sobre las fechas, la tradición se conoce desde el siglo XV, y cuenta que cada Lunes de Pascua los padrinos han de regalar a sus ahijados, desde los dos años y hasta que toman la comunión, esta delicia en forma de pastel o huevo de chocolate.

Antiguamente se trataba de una torta de pan circular, que llevaba incorporado el huevo, aunque ahora hay muchas variedades en cuanto a tamaño y forma. Pero el protagonista indiscutible continúa siendo el chocolate, que desde el siglo XX comenzó a convertirse en las elaboradas figuras de las que hoy disfrutan los más pequeños.

Teresa Guerra  •  miércoles, 2 de marzo de 2011

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Celebrities

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x