Consejos para enfrentarse a una entrevista de trabajo

 Consejos para enfrentarse a una entrevista de trabajo
Las entrevistas de trabajo son quizá uno de las situaciones más duras para el candidato que opta a un determinado puesto de trabajo, pero es el punto clave en cualquier proceso de selección mediante el cual la empresa se decanta por una u otra persona. Ante todo hay que saber aprovechar la oportunidad que se nos brinda en una entrevista para encontrar un empleo, cambiar el actual o mejorar las condiciones laborales. Por ello, aquí ofrecemos una serie de consejos que serán útiles para prepararte ante una entrevista de trabajo.

Antes de la entrevista


Antes de acudir a la cita conviene realizar una pequeña investigación sobre la empresa para saber con lo que te vas a encontrar: a qué se dedica, número de empleados, valores, filosofía, ciudades en las que opera, etc.

También es importante realizar un autoanálisis personal y profesional, pensando en tus habilidades, intereses y metas profesionales. En la entrevista personal, el seleccionador realizará preguntas sobre tus actitudes, capacidades o personalidad, y que debes llevar preparadas para contestar con la máxima seguridad.

La apariencia externa también juega un papel importante, ya que la primera impresión es la que cuenta. Siempre hay que elegir un tipo de vestimenta que se ajuste a tu propia personalidad y al puesto al que optas, pero que aporte formalidad y profesionalidad.

Durante la entrevista


Cuando llega el momento de acudir a la entrevista hay que empezar por ser puntuales, siempre hay que llegar a tiempo a la cita. Y recordar que desde el momento en el que se entra a la empresa, comienza la entrevista.

El siguiente paso es el encuentro con el seleccionador, a quien hay que saludar dando la mano con seguridad y firmeza. A lo largo del encuentro, hay que actuar con naturalidad, confianza y serenidad, sosteniendo la mirada del interlocutor pero sin excederse, responder con tranquilidad y no hablar demasiado deprisa.

Debemos prestar una especial atención al lenguaje corporal que a veces, puede revelar más de lo que expresamos con palabras. Así, algunos aspectos a tener en cuenta son evitar una gesticulación excesiva, cuidar la manera de sentarse y por supuesto, esperar a que el entrevistador nos invite a sentarnos, no cruzar los brazos ni agachar la cabeza. Frotarse las manos o tocarse el pelo más de la cuenta son algunos gestos que pueden delatar nerviosismo, así como dar golpecitos en el suelo con los pies, mover las piernas o jugar con objetos cercanos.

La cara es el reflejo del alma, y en una entrevista de trabajo la expresión facial debe reflejar predisposición hacia el trabajo y una actitud positiva. La sonrisa debe ser moderada, ni forzada ni exagerada. Tu lenguaje corporal debe estar en consonancia con las palabras mencionadas.

Cuando comienza el bombardeo de preguntas, hay que mantener la calma, hablar con confianza pensando bien las respuestas, y mostrarse preparada para responder cualquier tipo de cuestión. Durante este tiempo, deberás venderte de la mejor manera destacando tus puntos fuertes y minimizando los débiles. A la hora de contestar a las preguntas más conflictivas sobre posibles errores o defectos profesionales y personales, hay que presentar esos hechos de forma positiva, haciendo hincapié en la experiencia adquirida gracias a ellos.

Después de la entrevista


Al finalizar el encuentro es recomendable agradecer el tiempo dedicado a entrevistarte, independientemente del resultado del proceso de selección. Si tienes alguna duda, ahora es el momento de preguntar lo que necesites saber y también sobre el momento en el que decidirán sobre la resolución de la candidatura.

Otros aspectos que debes tener en cuenta son no masticar chicle, apagar el móvil o evitar hablar de salario y vacaciones en la primera entrevista.

Laura Fernández Aranda  •  jueves, 28 de octubre de 2010

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x