Funeral de Bebo Valdés, 'Lágrimas negras' por el padre del jazz latino

Bebo Valdés fallece a los 94 años.

El músico cubano que respondía al nombre de Dionisio Ramón Emilio Valdés Amaro, pero que fue conocido mundialmente como Bebo Valdés, ha muerto a los 94 años de edad.

Nacido en Cuba en 1918, Valdés comenzó a los siete años sus estudios de piano, que alternaba con intervenciones en en el colegio en las que cantaba y tocaba las maracas. Con la mayoría de edad se trasladó a la capital para ingresar en el conservatorio, a la vez que se ganaba la vida 'pelando papas' en un restaurante chino.

Ya en los años 40 debutó como pianista profesional con diversas orquestas, entre la que cabe destacar la del trompetista Julio Cueva, que trabajó para distintas cadenas radiofónicas. En esa etapa, empezó a coincidir con un amigo de cuando era pequeño que también iba a escribir páginas gloriosas de la música cubana: el compositor y contrabajista Israel López 'Cachao', padre del mambo.

Un viaje a Haití marcó su trayectoria musical y su carrera fue impulsada al ingresar en el legendario Club 'Tropicana', donde permaneció hasta 1957 como pianista y arreglista.

La ‘Big Band’ de Bebo Valdés

El cubano llegó a crear su propia 'big band' llamada Sabor de Cuba. Con su respaldo musical triunfaron artistas como la famosa vedette Rita Montaner y cantantes de la talla de Beny Moré o Rolando Laserie.

Tras del advenimiento de la Revolución Cubana, en 1960, emprendió un exilio del que ya jamás regresaría, dejando atrás a su familia compuesta por su esposa e hijos. Después de  su paso más o menos fugaz por México y Estados Unidos, hizo una gira por Europa y se estableció en Estocolmo, donde vivió durante más de treinta años sumido en un total anonimato, aunque seguía componiendo y tocando el piano.

Bebo Valdés con Diego el Cigala

Su retiro duró hasta 1994, con 76 años, cuando con el apoyo de Paquito D'Rivera el maestro volvió a los estudios de grabación con Bebo rides again. Unos años después trabó amistad con el cineasta español Fernando Trueba e inició una enorme colaboración que llegó hasta su muerte, con películas documentales como 'Calle 54' (2000) o 'El milagro de Candeal' (2004) y discos como 'El arte del sabor' (2001) o 'Bebo de Cuba' (2005).

Su gran éxito: Lágrimas Negras

A Bebo Valdés le han llovido los elogios y los premios, entre ellos varios Grammys. Sin duda, la cima de esta última época ha sido el álbum 'Lágrimas negras' (2004), grabado junto al cantaor Diego el Cigala, una relectura imposible de olvidar de grandes clásicos de la música popular latina.

Sin Bebo Valdés sería completamente difícil explicar la génesis y evolución del jazz latino, un género que actualmente se trata directamente con las corrientes más clásicas, entre otras razones porque existen músicos como él, con su ambición creativa y su talento interpretativo.

Manuela Jiménez  •  viernes, 22 de marzo de 2013

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Galería

  • Funeral de Bebo Valdés, genio del piano: 'Lágrimas negras' en el mundo

    Funeral de Bebo Valdés, genio del piano: 'Lágrimas negras' en el mundo

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x