Celos infantiles

Saúl C. Montaño Quintanilla

celos infantiles

Los celos son un estado de la afectividad que viene determinado por el miedo a perder el cariño de un ser querido es también el temor de que la persona querida prefiera a otra y normalmente va acompañado de sentimientos negativos como la envidia o el resentimiento hacia el hermano al que se considera rival. Los celos suelen darse en niños sensibles y suele ocasionarles mucha angustia, les baja la autoestima y les genera sentimientos de culpa por sentir rechazo hacia su hermano o incluso agredirle.

Ahí van una serie de consejos para resolver los celos infantiles:

  1. Cuidar el clima familiar promoviendo el amor y la confianza.
  2. Compartir y hacer partícipes a los hijos de los proyectos familiares.
  3. Involucrar a los hijos en las responsabilidades diarias.
  4. Promover actividades familiares como juegos y viajes.
  5. Favorecer sobremesas en las que se fomente la comunicación familiar.
  6. Educar fomentando los buenos modales.
  7. Fomentar la autoridad familiar que proteja y estimule pero que exija límites claros.