Sarah Jessica Parker, una mujer metida en su personaje

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

29 de junio. La mujer del día es hoy Sarah Jessica Parker, una actriz que hizo tan bien su papel de Carrie Bradshaw que pocos son los que pueden desligar a la persona del personaje. Esta mujer que es un icono de la moda y con el estilo suficiente como para marcar tendencia, es nuestra mujer del día porque no deja de sorprendernos.

Sarah Jessica Parker o Carrie Bradshaw

A menudo ocurre entre los actores, que logran el éxito con un personaje y les cuesta horrores salir de él. Eso le pasa a Sarah Jessica Parker con su alter ego Carrie Bradshaw, con la diferencia de que esta actriz no quiere abandonar del todo a la protagonista de "Sexo en Nueva York". Y es que Carrie Bradshaw ha permitido a Sarah Jessica Parker convertirse en toda una figura del mundo de la moda.

La serie "Sexo en Nueva York" empezó a emitirse en 1998 y estuvo durante seis temporadas transformando las vidas de los telespectadores. Si en principio parece que lanza un mensaje frívolo, lo cierto es que marcó un antes y un después en las expectativas de muchas mujeres que empezaron a contemplar su situación y, especialmente su soltería, desde otro punto de vista.

A la serie le debemos mucho, tanto como a su protagonista, Carrie Bradshaw, una mujer inquieta, diferente, con ganas de decir lo que pensaba y con mucho, mucho estilo. Con el tiempo, la actriz que daba vida a Carrie Bradshaw empezó a ser tenida en cuenta más como it girl que como actriz. Y ella se introdujo encantada en el mundo de la moda hasta el punto de que los rumores señalan a Sarah Jessica Parker como la sucesora de la todopoderosa Anna Wintour.

Por su parte, la actriz afirma que en su día a día es una persona sencilla, con esa sencillez de la que alardean las estrellas, que viste con vaqueros y camiseta. Sin embargo, se sienta en la primera fila en los desfiles de los grandes diseñadores y cuando pasea por la alfombra roja todas las miradas están puestas en ella. Y ella sigue sorprendiendo con sus estilismos al mismo tiempo que sigue marcando tendencia.