Historia de los carnavales de Cádiz: una fiesta sin igual

María José Roldán Prieto

Los carnavales de Cádiz es una fiesta que seguramente conocerás desde que llegaste a este mundo y es muy probable que sepas la gran importancia que tienen en nuestro país y cómo las chirigotas son las grandes protagonistas de los carnavales. Sin duda alguna, además de disfraces el bueno humor es uno de los temas que mejor aborda las fiestas de los carnavales de Cádiz.

La historia de los carnavales en Cádiz

El carnaval de Cádiz puede remontarse al siglo XV cuando los comerciantes llegaban a Cádiz como el primer puerto que llegaba a América. En este siglo la ciudad era muy cultural y había mucha vinculación con los puertos de Italia y Venecia. En aquella época había esclavos africanos que aportaban ritmo y música a la fiesta popular de la ciudad.

En el siglo XVI las personas ya disfrutaban de los carnavales en su plenitud y se le llamaban como las fiestas de “Carnestolenadas”. La Iglesia siempre quiso eliminarla pero gracias a la resistencia del pueblo nunca lo consiguió. Seguramente lo disfrutaban de forma diferente a la de ahora, pero con el mismo espíritu de fiesta. En Cádiz existen concursos de agrupaciones a través de chirigotas donde el pueblo reivindica con buen humor sus ideas acerca de la política, la prensa o la Iglesia y sobre las cosas que van mal en la sociedad.

Estos concursos no sólo son las chirigotas, sino que también son protagonistas las comparsas, los cuartetos o los coros y sólo puede haber un ganador. Estos concursos son el gran reclamo de las fiestas gaditanas y es que son muchas las personas de España –y de otras partes del mundo- que acuden a Cádiz a disfrutar de las fiestas.