Lactancia después de un aumento de pecho, ¿es posible?

Descubre la prótesis de silicona afecta a la calidad de la leche

aumento de pecho y lactancia  

La llegada al mundo de la primera hija de Kylie Jenner ha abierto de nuevo el debate. Primero las voces que cuestionan la maternidad y la edad de quedarse embarazada -la modelo tiene 20 años- y luego están las que se preguntan si el aumento de pecho que Kylie luce tan orgullosa y feliz en cada una de sus apariciones públicas puede perjudicarla en el momento de la lactancia. Sin saber si la pequeña del clan Kardashian dará el pecho o no, muchas mujeres que están pensando ser madres nos han preguntado lo mismo. Desde Diario Femenino hemos hablado con expertos para que nos saquen de dudas: ¿Es posible la lactancia después de un aumento de pecho?. 

Aumento de pecho y lactancia: Compatibilidad o incompabilidad

Lactancia y aumento de pecho

Según el doctor Nicolau, cirujano plástico en técnicas inyectables y cirugía reparadora, no hay ningún tipo de problema en que una mujer operada de aumento de pecho pueda ser madre lactante, "un aumento de pecho no afecta a la lactancia ni al mecanismo de producción de leche, ya que dar el pecho tiene que ver con el efecto de succión sobre el pezón y areola. Sin embargo, la prótesis es solo un volumen inerte. Lo único que podría afectar en el proceso de la producción de leche son algunas cicatrices que podrían dañar los ductos. Por ello, es fundamental siempre ponerse en buenas manos y aminorar riesgos".

Aún así, existen dos factores claves que determinarán si existen más riesgos para la lactancia o no: la forma de operar que elija el cirujano y dónde se coloque el implante. "Hay varios métodos para realizar un aumento de pecho, de todos ellos, el que puede conllevar un mayor riesgo es la periareolar (alrededor de la areola del pezón). Ésta es la que más puede interferir con la lactancia, ya que durante la incisión de los tejidos se pueden lesionar uno o varios conductos galactóforos (canales por donde fluye la leche hacia el pezón) y nervios.

Implantes de pecho y mastitis

aumento de pecho y lactancia

"Por lo general no tiene por qué ir relacionado el implante de pecho y la mastitis, puesto que la ubicación de la prótesis no altera el funcionamiento de la glándula que da leche. Sin embargo, una paciente con prótesis tiende a tener la mama más tensa y, como consecuencia, podría tener más posibilidades de una mayor sintomatología de tensión mamaria. Esta tendencia se debe a que durante la lactancia la mama puede crecer hasta un 50% su volumen más el de la prótesis aumenta la tensión", explica este cirujano. 

Dar el pecho, ¿deforma la prótesis? 

El pecho puede estropearse por muchas causas: por un embarazo, por el paso de tiempo debido a subidas y bajadas de peso y de volumen que pueden provocar flacidez, estrías y cambios en la forma de mama, etc. Esto puede ocurrir en pechos que hayan pasado o no por cirugía. De hecho, muchas mujeres que se han operado el pecho y llevan prótesis mamarias han dado el pecho sin problema con lactancia materna y no han sufrido ningún cambio estético.

Otra de las grandes preocupaciones que tienen muchas mujeres con aumento de pecho es la silicona puede afectar a la calidad de la leche y, sobre esta cuestión, no hay evidencias que indiquen que las prótesis de silicona de ningún tipo puedan perjudicar la salud del bebé ni a la calidad de la leche materna. Tampoco hay que tomar ninguna precaución especial, simplemente las mismas que para aquellas madres que no se han sometido a una intervención: llevar una dieta equilibrada, no beber alcohol, etc.

Aumento de pecho y embarazo

Lactancia después de un aumento de pecho

Lo aconsejable es dejar pasar entre 6 y 10 meses para que el cuerpo se adapte a la prótesis antes de quedarse embarazada. "Es importante tener en cuenta que, durante el embarazo, debido a los cambios hormonales, se produce un aumento de pecho importante y una distensión de todos los tejidos de la mama. Por ello, si dejamos pasar poco tiempo entre la intervención y el embarazo, puede afectar a la cicatrización externa e interna, puesto que la vascularización es mucho mayor y aparece una retención de líquidos similar a una inflamación", comenta el doctor Nicolau.

Y tras dar el pecho a un bebé, ¿cuánto tiempo es aconsejable esperar para operarse de aumento de pecho? 

El embarazo puede alterar los tejidos mamarios tras los cambios homonales, por lo que después de tener un bebé es aconsejable dejar un tiempo de margen hasta que todo vuelva a su estado anterior y también las hormonas se normalicen. Respecto al tiempo concreto, tras dar el pecho, es aconsejable esperar seis meses a desde el destete total para que las mamas vuelvan a su estado previo.

En cualquier caso, como cada paciente es diferente, el cirujano plástico es quién decide cuándo es mejor operar en función de las pruebas que se realicen.




Lidia Nieto  •  jueves, 19 de octubre de 2017

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Celebrities

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x