Remedios caseros para eliminar piojos y liendres

Irene Gusi

Se aproxima la vuelta al cole y con ella todos los artículos para equipar a los más pequeños en su regreso a las clases.

Es algo habitual en estas fechas ver anuncios en la televisión sobre productos para acabar con los piojos, pues normalmente el contagio en niños de estos molestos parásitos suelen ser a principio de curso.

Pero además de los tratamientos eficaces que podemos encontrar en las farmacias existen remedios caseros igual de rápidos que ayudan a acabar con los piojos y liendres.

Tratamientos caseros, adiós a los piojos

Una de las fórmulas para decir adiós a los piojos es poner agua a hervir, añadir hojas de eucalipto que puedes encontrar en cualquier herbolario, y dejarlas reposar. Se debe aplicar esta infusión sobre la cabeza cuando el agua no esté demasiado caliente, aplicándola desde la raíz y removiendo bien el pelo.

Otra infusión es la de romero. Esta planta la puedes encontrar también en herbolarios o floristerías, y se siguen los mismos pasos que en la infusión anterior.

La esencia de lavanda también ayuda a desinfectar la cabeza. Tiene que ser lavanda pura, sin mezclas y se aplica sobre las raíces masajeando bien la cabeza. Es recomendable usar guantes durante la aplicación.

Otro remedio de los más usuales es el vinagre. En este caso, optamos por el vinagre de manzana que es bastante agresivo ante estos parásitos para acabar con ellos. Se mezcla agua caliente y vinagre y se aplica sobre el pelo seco.

Los aceites de coco, jazmín, anís, etcétera; también ayudan a acabar con los piojos y liendres y dañan muchos menos el cuero cabelludo que cualquier otro producto químico.