Esther Koplowitz: las penurias de una millonaria

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

23 de diciembre. La mujer del día es hoy Esther Koplowitz, una de las empresarias más famosas, una mujer multimillonaria que, dicen, está pasando grandes penurias económica. El 2014 fue un año nefasto para los negocios de Esther, aunque no nos cabe ninguna duda de que no la veremos en la cola del paro.

Esther Koplowitz: los ricos también lloran

Esther Koplowitz es una de esas mujeres poderosas y ricas desde su nacimiento. Tiene incluso algún título nobiliario, algún marquesado por aquello de nacer de alta cuna. Sin embargo, no es una de esas ricachonas que no saben qué hacer con su vida solucionada y se ponen a diseñar joyas o ropa para bebé o a sacar algún perfume. No, Esther Koplowitz es una mujer de negocios.

Que sea una mujer de negocios hace de Esther una mujer trabajadora, aunque también nos parece excesivo ese reconocimiento como currante al recibir la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo. Pero son cosas que pasan en esta sociedad donde la gente importante siempre es la misma, donde se premia más la trayectoria familiar que la laboral.

El caso es que el año 2014 no ha sido el mejor para Esther Koplowitz que ha estado a punto de perder su empresa, la constructora FCC, a manos de los bancos. La pobre Esther no tenía dinero para pagar su deuda con el banco y a punto ha estado de quedarse sin nada. Dicen. Pero nosotras no nos lo creemos. No llegamos a imaginarnos a Esther Kopolwitz viviendo una situación de desahucio o esperando de buena mañana su turno en la cola del paro.

El asunto de su empresa finalmente se solucionó gracias a un millonario inversor mexicano y así Esther pierde parte de su participación en la empresa, pero gana en tranquilidad. Al menos puede pagar la factura de la luz y seguir apareciendo en esa exclusiva lista Forbes como una de las mujeres más ricas. Pero no vayamos a pensar que ser millonaria es tan fácil.