Cómo saber si estoy enamorada de mi mejor amigo

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Cómo saber si estoy enamorada de mi mejor amigo

Hay veces que los sentimientos revolotean confusos en el corazón. Es el caso de esa delgada línea que separa la amistad del amor, porque a un amigo le quieres ¿verdad?, pero eso no significa necesariamente que estés enamorada de él. O si, que todo puede ser. Como este asunto de las relaciones entre mujeres y hombres son tan poco concretos, nos estamos preguntando cómo saber si estamos enamoradas de nuestro mejor amigo.

Cómo se diferencia el amor de la amistad

Es una persona fundamental en tu vida, le quieres con locura, él te quiere a ti, te apoya, te comprende, os divertís juntos, sois cómplices, os respetáis y además tenéis mil cosas en común. Estamos hablando de esa pareja ideal que todos buscan y pocos encuentran, pero también estamos hablando de tu mejor amigo. Y es que tu mejor amigo reúne todas las características que hacen que una pareja funcione.

Por eso es bastante normal confundir los sentimientos hacia tu mejor amigo. Generalmente el punto de partida para empezar a comerte la cabeza es una noche que sueñas que te lías con tu amigo. Ahí empieza a tambalearse tu mundo amistoso y empiezas a ver a tu mejor amigo con otros ojos. Y con otras ganas. No hay duda, si quieres llevarte a tu mejor amigo a la cama, es que te has enamorado de él.

Tampoco conviene hacer un mundo de este interés sexual que acabas de descubrir por tu mejor amigo porque puede ser un enamoramiento pasajero o una necesidad de darte un revolcón con alguien. Qué mejor que hacerlo con alguien de confianza a pesar de esas malas lenguas que afirman que el sexo pone fin a la amistad. De eso nada, puedes comprobarlo si quieres. Y si tu amigo quiere.

Puedes darle las vueltas que quieras a tus dudas sobre las intenciones que tus sentimientos tienen con tu mejor amigo, pero la única forma de saberlo a ciencia cierta es escuchando a tu cuerpo. El corazón en estos casos está más confundido que tú, así que deja hablar a tu piel, establece el contacto y si tu piel te pide que repitas es que te has enamorado de tu mejor amigo.