Manicura francesa con uñas cortas

Irene Gusi

Manicura francesa

Las uñas cortas, al igual que las largas, también merecen que presumas de ellas.

Este tipo de uñas permiten mayor flexibilidad a la hora de realizar tareas con las manos y su cuidado es menos costoso y laborioso que en el caso de las uñas largas.

Luce tus uñas cortas con manicura francesa 

La manicura francesa es un tipo de decoración muy utilizada por las mujeres para sus uñas. Pero algunas piensan que no es posible realizarla con las uñas cortas y se equivocan.

Esta manicura es posible tanto en un tamaño como en otro, y si eres de las que presumen de uñas cortas sólo necesitarás: lima de uñas, aceite para cutículas, bloque para pulir, esmalte base, guías para manicura francesa, esmaltes de uñas blanco y rosa clarito, y top coat.

Lo primero que tendrás que hacer es darle a tus uñas una forma cuadrada con una lima para sacar provecho de su forma natural sin perder el largo. Prepara la superficie de tus uñas masajeando con el aceite para cutículas y pasando un bloque para pulir hasta tres veces si es necesario en cada uña para suavizar las imperfecciones.

Aplica el esmalte base a cada uña en dos o tres líneas verticales, trabajando desde la base hasta las puntas y deja que la base se seque. Coloca las guías en cada uña, la parte curva de la guía tiene que estar alineada con la curva inferior natural de las puntas de tus uñas.

Con una sola pincelada aplica esmalte blanco en la parte expuesta de las puntas. Deja que el esmalte se seque antes de aplicar una segunda capa. Antes de quitar las guías deja que la segunda capa se seque.

Aplica dos capas finas de esmalte rosa clarito sobre la superficie de cada uña y deja que ambas capas se sequen. Para terminar protege tu manicura francesa con una capa top coat.