Uso de la vaselina en tus uñas: la manicura más cuidada

María Fernández

La vaselina tiene mil y un usos. Nunca viene mal llevar un bote en el bolso porque nunca sabes para qué te va a servir. La vaselina podría sacarte de más de un apuro. Además, se trata de un producto económico que puedes comprar en multitud de tiendas y que en muchas ocasiones te da los mismos -o incluso mejores- resultados que otros productos más caros. Te contamos cómo puedes utilizar la vaselina para mejorar el aspecto y salud de tus uñas.

Para eliminar el pegamento de las pestañas postizas, para hidratar los párpados, para mejorar la cicatrización y para suavizar los labios, por supuesto... la vaselina sirve casi para cualquier cosa. Pero, ¿y en las uñas?

Una vez que ya has realizado tu manicura, la vaselina puede seguir siendo muy útil. Lo primero que debes hacer para conseguir unas uñas cuidadas es aplicar una capa de esmalte transparente. De esta forma las protegerás de los químicos de los pintauñas. Una vez seca esta capa fina, ya puedes aplicar los esmaltes de color que más te gusten haciendo realidad los diseños más innovadores. Cuando estés contenta con el resultado, aplica un poco de vaselina sobre tus uñas para dar el toque final de brillo que tu creación necesita.

Para qué sirve la vaselina en las uñas

Sin embargo, este no es el único uso que tiene la vaselina con respecto a tus uñas. La vaselina también te puede servir para evitar que el esmalte de uñas se extienda por tus cutículas, lo que provoca ese antiestético resultado. Si has aplicado vaselina antes de pintarte las uñas, es tan sencillo como eliminar los restos del bálsamo labial para que se quite el esmalte sobrante.

La vaselina también te puede ayudar a mantener en buenas condiciones tus botes de pintauñas. Seguro que más de una vez te ha ocurrido que los restos secos de esmalte que se acumulan en el borde del frasco hacen que sea muy difícil cerrar por completo el bote. Como resultado, el esmalte se acaba espesando y más tarde secando. Si frotas algo de vaselina por el cuello de la botella ayudarás a que cierre mejor. Si además empapas un bastoncito en alcohol o quitaesmalte conseguirás quitar esos restos secos.

Puedes leer más artículos similares a Uso de la vaselina en tus uñas: la manicura más cuidada, en la categoría de Uñas en Diario Femenino.