Protege tu correo gmail: que nadie lea tus correos

María José Roldán Prieto

¿Recordáis hace ya algunos años la ilusión que daba abrir el buzón y encontrar una carta? A día de hoy, si alguien nos envía una carta por correo tradicional realmente sigue haciendo la misma ilusión porque es algo que alguien se ha molestado en enviarla de forma personal. Y por supuesto, esas cartas que tanta ilusión hace recibir, nadie puede leerlas más que su destinatario. Nadie tiene que leer nuestros correos, ni tradicionales ni por correo gmail, porque eso es invadir la privacidad.

Los correos electrónicos actuales son más cómodos y rápidos ya que aunque no es nada físico que puedas tocar, se puede estar en contacto con las personas que necesites en cualquier momento y desde cualquier lugar. Es una nueva forma de comunicación para muchos fines como por ejemplo publicidad, mensajes privados, mensajes de trabajo, enviar CV a empresas y un largo etc. Cada uno utiliza su correo electrónico de gmail como mejor le convenga porque al fin y al cabo es algo privado. 

Pero, ¿cómo se puede proteger tu correo gmail para que nadie lea tus correos? No te pierdas los siguientes consejos.

Cómo proteger tu cuenta de correo

Para tener tu correo gmail no es necesario que haya que saber mucho sobre informática, porque con saber algunas nociones será más que suficiente.

- Cuidado donde inicias la sesión. Si no quieres que tus correos sean leídos, asegúrate de iniciar la sesión sólo desde tu cuenta gmail y sólo desde alguno de tus dispositivos (tablet, portátiles, ordenador o smartphone). Si abres tu sesión en el ordenador del trabajo y no cierras correctamente tu acceso a gmail estarás en peligro de que personas que tienen demasiado tiempo libre lean tus correos invadiendo tu privacidad, ¡y lo peor es que nunca te enterarás! 

- Cierra la sesión correctamente. Una vez que hayas iniciado la sesión en un ordeador o algún dispositivo que no es tuyo personal, tendrás que asegurarte que has cerrado bien la sesión. Porque esto es como el Facebook... si abres sesión en un ordenador que no es tuyo y lo dejas abierto, estás dejando las puertas abiertas para que otras personas invadan tu intimidad, ¡no corras ese riesgo! 

- Cambia tus contraseñas regularmente. Otro consejo para que puedas proteger tu correo gmail, sobre todo si sueles abrirlo en sitios públicos o acompañada de gente, es que cambies la contraseña con cierta regularidad, así si hay algún mirón que se fija en tu contraseña, si alguna vez tiene intención de leer tus correos, ¡no podrá hacerlo porque habrás cambiado tu contraseña a tiempo! 

Puedes leer más artículos similares a Protege tu correo gmail: que nadie lea tus correos, en la categoría de Intimidad en Diario Femenino.