Los celos de los hombres que son Cáncer

¿Por qué son tan desconfiados los hombres de este signo del zodiaco?

María Fernández

Los celos de los hombres que son Cáncer

Vamos a empezar este artículo señalando lo innecesario que son los celos en una relación amorosa. Lo único que dejan patente es la falta de confianza y estabilidad entre los miembros de una pareja. A aquellos que te digan que no hay amor sin celos, respóndeles que si tu compañero te quiere de verdad, confiará en ti plenamente por lo que no sentirá celos.

Sin embargo, ciertos signos tienen tendencia a ser celosos por su forma de ser. ¿Es el caso de los Cáncer? Intentamos descubrir cómo son realmente los de este signo del zodiaco en sus relaciones. ¿Por qué se dan los celos de los hombres que son Cáncer?

¿A qué vienen los celos de los hombres Cáncer?

+ Los hombres Cáncer son muy inseguros

Los Cáncer son algo inseguros. Cuando los problemas aprietan, prefieren meterse dentro de su caparazón e intentan alejarse de los conflictos. No es que se escondan de las complicaciones, sino que prefieren posponerlas para estar plenamente preparados. Esta forma de ser puede aplicarse a su vida diaria pero también a sus relaciones amorosas.

¿Son celosos los hombres Cáncer según el horóscopo?

+ Los hombres Cáncer tienen muchos miedos

Tienen miedo de no ser lo que sus parejas están esperando de ellos. Esta forma de ser tan insegura provoca que sientan celos de sus amores. No se creen que ellos sean fantásticos, por lo que temen que alguien más maravilloso que ellos encandile a sus parejas. Por tanto, injustificablemente se sienten celosos.

+ Los hombres Cáncer son muy desconfiados

Es difícil ganarse a un Cáncer porque no tienden a confiar en todo el mundo, al menos de primeras. Cuando por fin consigas que alguien de este signo del zodiaco te tienda la mano, no le traiciones, porque ya nunca te lo perdonar. Los Cáncer son muy sensibles y a veces magnifican las emociones. Son de esas personas de las que no te apetece alejarte porque junto a ellos estás más que cómoda. Son de los que te escuchan y saben ponerse en tu lugar. No suelen olvidar tan fácilmente, porque son rencorosos.