Secar las uñas rápido: 5 trucos para el secado de manicura

Irene Gusi

Cómo secar las uñas rápido

La manicura tiene sus pros y sus contras pues antes de poder lucir unas uñas perfectamente pintadas tenemos que esperar un tiempo para que el esmalte se seque definitivamente. A veces, nos realizamos la manicura deprisa y corriendo y no esperamos el tiempo suficiente de secado, por lo que nuestras uñas terminan descascarilladas y no lucen tan bien como deseamos.

Si quieres evitar este problema y quieres que tus uñas se sequen rápido, estos son cinco trucos que te solucionarán la vida, por lo menos a la hora de hacerte la manicura.

5 trucos para secar las uñas más rápido

Sumergir las manos en agua fría. El esmalte se seca más rápido cuando se expone a bajas temperaturas, por ello este truco es de los más eficaces. Tendrás que esperar un par de minutos después de pintar las uñas para sumergirlas en un recipiente con agua y unos cubitos de hielos. Espera dos o tres minutos y después retíralas, verás que rápidamente tu esmalte estará seco y perfecto para lucirlo.

2 Meter las manos en el congelador: al igual que hemos comentado en el truco anterior, el esmalte se secará más rápido si se encuentra con temperaturas frías. Para ello introduce tus manos dentro del congelador un par de minutos y ya tendrás tu manicura lista y seca.

Utilizar un secador de pelo: si no tienes una lámpara UV para uñas puedes sustituirlo por un secador de pelo. Ponlo en la temperatura más fría y colócalo a unos 20 cm de tus uñas. En un par de pasados tus uñas estarán completamente secas.

4 Aplicar aceite de oliva: al terminar de pintar las uñas, déjalas secar un par de minutos y después aplica una gota de aceite de oliva con la ayuda de un pincel. Notarás que el esmalte se empieza a secar en solo unos segundos.

Usar top coat: este esmalte transparente se aplica encima del esmalte normal. Siempre se aconseja para que la manicura luzca con más brillo y sea más duradera pero también podemos usarlo como secador instantáneo.