Qué alimentos con grasas debemos tomar

Sergio Gallego

alimentos grasas

La mayoría de las personas creen que la grasa es la culpable del aumento de peso y la causante de enfermedades relacionadas con el corazón, el cerebro o con el riesgo de contraer algún tipo de cáncer. Sin embargo, no todas las grasas son iguales y hay algunas que son realmente saludables para tu organismo. La clave está en incorporar grasas del tipo monoinsaturadas y poliinsaturadas en tu dieta diaria y eliminar las grasas trans y saturadas.

Alimentos con grasas saludables que puedes comer

- Aguacates. Los aguacates son altos en grasa pero del tipo monoinsaturada, un tipo de grasa que es saludable para el corazón y que ayuda a reducir el colesterol malo. Es un alimento que hay tomarlo sin excesos pero que no puede faltar en tu dieta diaria. Intenta sustituir la mayonesa o la mantequilla en un sándwich por unas deliciosas rodajas de aguacate

- Huevos. Los huevos son perfectos para aportar proteínas al cuerpo. La grasa que contienen los huevos es totalmente saludable y ayuda a regular el cerebro, el sistema nervioso y el sistema cardiovascular. Además de esto, un consumo moderado de huevos ayuda a mejorar la salud del corazón. 

- Aceite de oliva. El aceite de oliva es el ingrediente estrella en la dieta mediterránea y su consumo ayuda a reducir el riesgo de contraer enfermedades del corazón, mejora la presión arterial y a reducir el riesgo de contraer cáncer. A pesar de todos los beneficios, el aceite de oliva es bastante calórico por lo que debes moderar su consumo. 

- Nueces. Este maravilloso fruto seco es una fuente excelnte de ácidos grasos omega 3, un tipo de grasas saludables con numerosos beneficios para el organismo. Reduce el riesgo de desarrollar la diabetes de tipo 2 o contraer enfermedades relacionadas con el corazón. 

- Pescado graso. El pescado azul como el salmón, el atún, las sardinas, la caballa y la trucha están llenos de ácidos grasos omega-3, estas grasas son bastantes saludables a diferencia de las grasas saturadas que se encuentra en la mayoría de las carnes.