El correcto uso del hilo dental

Hilo dental
Una buena higiene dental es importante en su rutina diaria, y tan necesaria como los controles dentales regulares. Cepillarse y pasarse hilo dental protege los dientes de las caries, limpia la boca y previene enfermedades. Por eso es importante saber cómo hacerlo correctamente.

Solo el uso del hilo dental puede eliminar la placa que aparece entre los dientes y debajo del borde de la encía, donde comienzan algunas de las peores caries. Hay que asegurarse de pasar hilo dental al menos una vez al día, antes de acostarse, para limpiar las zonas a las que el cepillo no llega.

El uso del hilo dental requiere una cierta destreza manual. Para evitar un uso incorrecto, ten en cuenta estas recomendaciones que aumentarán la eficacia de su uso:

Cómo utilizar la seda dental


- Cortar el rollo de hilo entre 45 y 60 cm.

- Enrollar la mayor cantidad de hilo en el dedo gordo de una mano y un poco en el mismo de la otra. Dejar entre las dos manos entre 5 y 8 cms. de hilo.

- Sostener el hilo tenso entre los índices de las dos manos, guiar el hilo suavemente entre los dientes.

- Mantener el hilo contra la superficie de cada diente deslizándolo hacia la encía. Hacer movimientos de vaivén de arriba hacia abajo a los lados de cada diente para remover la placa interproximal.

- El hilo debe moverse después de pasarlo por un espacio interproximal para limpiar con un nuevo hilo cada espacio nuevo.

- También puede usarse un dispositivo, como por ejemplo una horqueta, para colocar el hilo dental y llegar mejor a todos los rincones de la boca.

- Recomendaciones: Un buen cepillado debiera durar al menos 3 minutos, y abarcar tanto los dientes como la lengua. Actualmente, existen cepillos con limpiadores especiales para esta zona.

Redacción Diario Femenino  •  lunes, 23 de enero de 2012

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x