Profesiones no aptas para gordas

Anita del Valle

- "Envoltorio regordete de grasa de cachorro, más apta para el papel de Mariandel que el de Octavia" (Financial Times).

- "Físico sin remedio, mezcla de Heidi y Just William" (The Telegraph).

-  "Poco creíble, fea y nada atractiva" (The Times).

- "Regordeta" (The Independent).

- "Rechoncha" (The Guardian).

'La afortunada es Tara Errught -nos contaba Rosa en la hora del cafecito-, una joven mezzosoprano irlandesa cuya brillante actuación en el Festival de Glyndebourne le sirvió para recibir esta sarta de 'constructivas' críticas. Por cierto, todos están de acuerdo en que canta como los ángeles. Pero eso es lo de menos".

Rosa meneaba la cabeza indignada. Se trata de una forma más de discriminación laboral a la mujer aderezada con un buen repertorio de insultos gratuitos.

Todo lo que NO 'puedes' hacer si estás gorda

Aceptado tenemos el hecho de que una mujer con 'grasa de cachorro' no pueda ser modelo. A no ser que tenga una 40, suficiente para convertirse en modelo de tallas 'grandes'

También nos hemos acostumbrado a no ver actrices obesas 'sin remedio'. Ni en el cine, ni en la televisión ni en el teatro. A no ser que, claro está, sea para hacer el papel de 'amiga gorda'.

Tampoco es fácil ver a una dependienta de tienda 'fea' -¿en tan exclusiva boutique? ¡Ni hablar!-, ni a una camarera 'regordeta' -¿en el bar de copas de moda? ¡Ni hablar!- ni a una relaciones públicas 'rechoncha', ni por supuesto a un hombre joven y atractivo al lado de una mujer gordita -¡tendrá dinero o por algo será!-, ni mucho menos a una reportera cuyas carnes no provengan de seductoras caderas o turgentes pechos.

Conclusión: antes de elegir una carrera, las 'gordas' deben pensarse bien si van a ser capaces de adelgazar en un margen de cuatro o cinco años. Por su parte, las delgadas deben tomarse muy en serio eso de mantener su figura a lo largo del tiempo. Porque de lo contrario no sólo tendrán muy complicado ganarse la vida con su profesión, si no que, si lo consiguen, sí o sí cobrarán mucho menos. Primero, por ser mujer, y segundo, por ser gorda, lo que según un estudio de la revista International Journal of Obesity, implica ser glotona y perezosa.

Puedes leer más artículos similares a Profesiones no aptas para gordas, en la categoría de Blog en Diario Femenino.