Frases de amor indirectas: cómo declarar tu amor sin llegar a decirlo

María Fernández

El amor indirecto

A veces, no encuentras las palabras adecuadas para decir lo que sientes, ya sea porque te da vergüenza o porque no quieres exponer tus sentimientos demasiado. Por fin, te decides a decirle todo lo que llevas dentro, pero con otras palabras. Por más indirectas que le lanzas, no siempre consigues que se entere del todo. No es que te ignore, es que algunas personas no han nacido con el don de pillar las indirectas. Te damos algunas ideas para intentar que entienda lo que le estás diciendo entre líneas: frases indirectas de amor.

Qué típico, ¿verdad? Sabéis que los dos os gustáis, pero ninguno os atrevéis a decirlo en voz alta. Lleva tanto tiempo siendo tu amigo que no sabes cómo has podido enamorarte de él. Como dice Albert Camus, "La amistad puede convertirse en amor. El amor en amistad… Nunca".

El mejor truco para declarar tu amor a través de indirectas es utilizar el humor. Te ayudará a quitar mucho hierro al asunto y te sentirás más cómoda diciendo esas palabras, que a veces pueden ser  muy cursis. Dile algo como: "Quiero ser gato para pasar 7 vidas a tu lado" y seguro que, si no consigues conquistarle, al menos le harás reír. 

Frases indirectas de amor y desamor

Si eres más de poesía, prueba a llenar tus frases de amor de lirismo. Declárate a través de la típica estrategia de 'la amiga' que en realidad eres tú. Es decir, háblale de lo enamorada que está 'una amiga tuya' de un chico, aunque realmente estarás hablando de tus sentimientos. Dile frases como la del escritor Paulo Coello: "Solamente pasaba diez minutos con el amor de su vida, y miles de horas pensando en él".

También puedes decirle algo a esa persona especial como "Un instante contigo es más profundo que todos los océanos" (Beades, poeta y músico). Seguro que sus labios dibujarán una sonrisa de enamorado. 

Como no, también puedes enviar indirectas de desamor. Déjale caer a ese chico que en realidad no quieres nada con él. ¿Cómo decirle que vuestro amor se ha acabado sin que le duela demasiado? Con indirectas. Aunque quizá, hasta que no se lo dejes caer claramente no lo llega a entender. Podrías soltarle en una conversación cualquiera algo como: “La vida se vive mucho mejor desde la soltería”. También puedes recurrir a los clásicos: "Uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde" o "Mejor sola que mal acompañada".

Puede que todas estas frases indirectas nunca lleguen a funcionar. Sin duda, lo más efectivo es que te armes de valor y le digas: te quiero.