Me gusta ... pero no físicamente. ¿Qué hago?

Me gusta pero no físicamente

El mundo de las relaciones de pareja es tan complicado que nos volvemos locas intentando buscar explicaciones y soluciones para todo. Pero lo cierto es que la vida sería más aburrida si todo fuera como en los cuentos donde chica conoce chico, se enamoran, se entienden y viven felices para siempre comiendo perdices.

La realidad es bien distinta y más caótica; nos enamoramos del hombre equivocado, nos enredamos en amores imposibles, el hombre ideal no termina de entendernos, nuestro mejor amigo se convierte en amante...y hay veces que ese hombre encantador que nos embruja con su personalidad no nos acaba de encajar físicamente.

Cuando el físico no acompaña

Teniendo en cuenta que una no es un ángel de Victoria's Secret, tampoco vamos a esperar ir de la mano de un cañonazo como Jon Kortajarena, pero no estaría mal que nuestra pareja reuniera una serie de caraterísticas físicas que nos hiciesen suspirar de deseo. Lamentablemente no siempre ocurre, y no se trata de salir corriendo ante cualquier hombre que no sea alto, guapo y fuerte, pero si dejamos a un lado la hipocresía, el físico sí que importa, y mucho.

Ese hombre que te está enamorando por su personalidad carismática, que te trata como a una princesa, siempre pendiente de ti y siempre haciéndote reir, cumple casi todos los requisitos para convertirse en tu pareja perfecta. Sólo hay un problema: su físico no te atrae absolutamente nada. 

Puede que no llegue a provocarte vergüenza, que por más que nos cueste reconocerlo, también ocurre. Pero dudas bastante que se pueda encender la pasión y el deseo sexual entre vosotros si su físico no es de tu agrado. Desde ya advetimos que a pesar de que no te guste su físico, podéis congeniar también en la cama. Así que prepárate a vencer tus reparos estéticos, porque ese hombre merece la pena.

Cuestión de gustos

No se trata de autoengañarte, porque si tu chico es feo, seguirá siendo feo a pesar de su simpatía. Pero no podemos olvidar que la belleza no deja de ser un asunto relativo y, que una vez superado el impacto inicial, cualquier relación deja de lado el aspecto estético. Además, hay algunos trucos que puedes intentar para que tu amor gane en atractivo.

Si ese hombre del que te has enamorado por su chispa e inteligencia tiene más curvas que tu, siempre podéis intentar una dieta conjunta, con lo que perderéis peso y ganaréis complicidad. Si se trata de un problema de vestuario, estás de enhorabuena, porque el estilo en el vestir es de las pocas cosas que puedes cambiar en un hombre.

Para otro tipo de defectos físicos no tenemos solución, pero podemos asegurarte que se trata de una cuestión de actitud y de valorar lo que realmente te interesa. ¿Te interesa una morenazo con el que pasearte por las calles y despertar la admiración o prefieres un hombre que te ame, te comprenda y te haga feliz?

Laura Sánchez  •  martes, 26 de marzo de 2013

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x