Remedios caseros para las arrugas

Marta Valle

Remedios caseros para las arrugas

Uno de los factores vinculados al paso de los años que más preocupa de forma genérica a las mujeres es la aparición inequívoca e inevitable de signos tan patentes como las arrugas. Miedo primordialmente estético que se traduce, con frecuencia, en la inversión económica en decenas de productos cosméticos que en algunos casos suelen ser rentables en términos de efectividad pero que en otros no resultan más que una pérdida razonable de dinero. Dada esta coyuntura, cabe la posibilidad de reducir el impacto y la presencia de las arrugas con la ayuda de métodos naturales y remedios caseros que, en definitiva, pueden ser tan eficaces como otro tipo de productos, pero más baratos.

Reducir las arrugas mediante la utilización de remedios caseros

Los remedios caseros más populares para reducir el impacto de las arrugas sobre nuestra piel redundan en la preparación de lociones caseras. Una de las más efectivas es la loción de zanahoria ya que, al contener este alimento una gran cantidad de propiedades antioxidantes, es capaz de realizar una correcta labor de prevención del envejecimiento de nuestra piel. La preparación es sencilla puesto que solo habrá que disponer en una licuadora un poco de agua y una zanahoria. Habremos de aplicar la loción resultante sobre el cutis durante un periodo de actuación de unos 10 minutos para después retirarla con agua.

Los aceites resultan otra gran opción para combatir efectivamente la aparición de arrugas en nuestra piel. Es el caso del aceite de semilla de uva, compuesto por antioxidantes y por ácido linoléico, dos de los ingredientes publicitados por las grandes marcas cosméticas. También podemos dejar el cutis limpio a la par que reducir la presencia de los signos de la edad mediante la aplicación de un remedio casero como el aceite de jojoba.

Otro remedio casero muy utilizado en la eterna lucha contra el desarrollo progresivo de arrugas es el gel de sábila, un compuesto extraído de una planta muy popular como es el aloe vera. Se puede aplicar directamente el jugo extraído siempre y cuando nos aseguremos de limpiar posteriormente la zona con agua. Las naranjas y los caquis resultan un rico recurso en nuestra dieta diaria gracias a la disposición de grandes propiedades antioxidantes.