Cómo expresar tus sentimientos en una carta de amor

Laura Sánchez

Cómo expresar tus sentimientos en una carta de amor

No hace falta llegar a padecer alexitimia para sentirnos inseguras a la hora de expresar nuestras emociones. Y es que cuando estamos hablando de amor, del amor romántico, del amor a una amiga, a una hermana o a una madre, las palabras se nos quedan cortas y no pueden abarcar todos nuestros sentimientos.

Lo mismo ocurre con otro tipo de sentimientos, como el odio o el desprecio, porque en todos ellos lo que nos frena a la hora de expresarnos es su intensidad. Pero una buena forma de liberarnos de los sentimientos negativos y de regodearnos en los positivos es escribirlos en cartas, preferentemente cartas de amor.

No tengas miedo de no encontrar las palabras para expresar tus sentimientos porque te irán saliendo si haces caso a tu corazón.

Qué decir en una carta de amor

Lo primero que tienes que tener claro antes de escribir tu carta de amor es qué es exactamente lo que quieres decir en esa carta. La principal dificultad no es no saber expresar nuestros sentimientos, sino no pararnos a identificarlos. Porque no es lo mismo sentir que estás enamorada que identificar cada emoción que deriva de ese estado.

Así que párate a diseccionar cada elemento de tus sentimientos, dibuja una imagen mental de la persona amada o del destinatario de tu carta y escribe una lista con todo lo que te provoca su presencia: ansiedad, nervios, sosiego, dicha, inquietud, ganas, ilusión, seguridad, arrojo, valentía, atrevimiento...

Luego puedes ir ampliando el círculo de definiciones y escribir otra lista con los conceptos que te vienen a la mente cuando piensas en tu amor: pasión, ternura, risas, encanto, hechizo, posesión, comprensión, complicidad, riesgo, peligro, emoción, futuro, ¿para siempre?...

Consejos para expresar tus sentimientos en una carta de amor

Todas esas sensaciones y esos conceptos relacionados irán formando las frases de amor que estás buscando escribir en tu carta. El secreto está en dejar que sea tu corazón quien dicte tu carta, que sea él quien mueva la pluma sin dejar que intervenga el cerebro con sus miedos, sus precauciones, sus advertencias ni sus consejos.

Pero si quieres aprender a expresar tus sentimientos en una carta de amor tienes que tener en cuenta las consecuencias de esa exposición emocional a la que vas a someterte. Expresar tus sentimientos implica sus riesgos porque cuando dejas que otra persona contemple tu interior, está contemplando también tus debilidades, lo cual te hace más vulnerable.

Pero, ¿qué hay más bonito que tener tal seguridad en tu amor que no te importe quedarte al desnudo? Cuando estés decidida a escribir tu carta de amor, procura ser sincera y hacer un viaje hasta el interior de tu alma. Sólo así conseguirás expresar tus sentimientos de verdad.