Mujeres y hombres: cómo aceptar el pasado de tu pareja

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

No siempre es fácil aceptar el pasado sentimental de tu pareja pero supone un paso previo a una convivencia tranquila y es fundamental para el éxito de la relación.

Mujeres y hombres tenemos un pasado y llegamos a la relación con varios fracasos sentimentales, errores escandalosos y ex parejas incómodas que no acaban de dejarnos marchar. Mirar hacia el futuro es la clave para aceptar el pasado de tu pareja.

Ex parejas que no desaparecen

Es más que frecuente que en una relación de dos aparezca de vez en cuando una tercera persona en forma de ex. Pero no debemos dejar que el pasado afecte a nuestro presente y mucho menos a nuestro futuro, sobre todo, si no se trata de nuestro pasado, sino del de nuestra pareja. Aún así, debemos reconocer que hay ex novias incómodas. Y ex novios también.

Que la ex novia de tu chico aparezca de vez en cuando en forma de Whatsapps, llamadas de teléfono o incluso tardes de café es algo que debes aceptar cuanto antes por el bien de tu relación. Maneja tus celos porque son producto de tu inseguridad, pero observa con atención el lenguaje corporal de tu chico cuando habla o está con ella. Esto te aclarará si tu novio no ha olvidado a su ex porque formó parte de su vida, lo cual es natural, o no la ha olvidado porque no ha pasado página.

Pero antes de montar una escena o provocar una discusión debes ponerte en su lugar y hacer un ejercicio de honestidad. Revisa tu historial sentimental porque seguramente más de un ex novio te habrá dejado marcas que no se han borrado, en forma de temor a que te engañen, en forma de desconfianza o en forma de exigirle a tu novio actual más atención. Sea como sea, el pasado sentimental influye de alguna manera en tu forma de amar actual.

Cómo aceptar el pasado de tu pareja

Una vez hayas comprendido que el pasado se supera, pero no necesariamente se olvida, tal vez consigas ver a tu pareja y a sus ex de otra manera. Admite que tú no formaste parte de su vida, pero ahora sí. ¿Qué importa que no tuvierais un pasado en común si podéis crear un futuro juntos? El pasado es de sus ex, pero el futuro es tuyo, así como el presente.

Quedarse atrapada en el pasado es uno de los mayores obstáculos para ser feliz y más si donde te estancas es en el pasado del otro, un lugar al que ni siquiera puedes acceder a través de los recuerdos. Si te sientes excluida de su vida anterior, díselo abiertamente y pídele que comparta contigo recuerdos del pasado. Pero en tu mano está que ambos disfrutéis plenamente de esta historia de amor presente.

Si no dejas que se interpongan los fantasmas, podrás escribir vuestra propia historia de amor inolvidable. Una historia de amor basada en la confianza, en la complicidad y en el enriquecimiento por las experiencias vividas. Una pareja que ha superado el pasado es una pareja con futuro.