Tipos de correctores: elige la textura y el color que más te conviene

Eugenia Carré

Para conseguir realizar un buen maquillaje debemos aprender a utilizar cada uno de los materiales correctamente. Un error muy común es no distinguir entre la gran multitud de correctores que tenemos a nuestro alcance. Hay que distinguirlos por color y textura para saber cuál debemos utilizar según nuestro tipo de piel. 

Cómo distinguir entre las distintas texturas de correctores

Hay cuatro tipos de correctores según su textura:

- Crema: tiene una cobertura muy densa y es ideal para corregir y disimular ojeras profundas.

- Barra: Si tienes imperfecciones muy marcadas, esta es la textura que necesitas por la gran capacidad de cobertura que tiene. 

- Líquidos: para tapar pequeños granitos y ojeras poco marcadas.

- Lápiz: se utilizan para corregir exclusivamente la forma de los labios

Qué color de corrector elijo para maquillarme

Los correctores de imperfecciones se aplican basándonos en la escala cromática utilizando los colores contrarios: el verde con el rojo, el azul con el naranja, etc. 

No os preocupéis por los colores, ya que la cara no te quedara ni verde, ni naranja, ni amarilla, el truco, como ya sabéis, es aplicarlos correctamente, como un verdadero profesional. ¡Yes, we can!

- Natural: este tipo de corrector se utiliza una vez que hayamos terminado con el maquillaje, para darle un toque de luz y repasar las zonas que necesitan un poquito más de cobertura. Éstas pueden ser las ojeras o bajo el hueso de la ceja. 

- Verde: como hemos dicho antes, buscaremos el color contrario, en este caso el rojo. Las imperfecciones tipo granitos o venitas estalladas son perfectas para ser tapadas con el corrector verde. 

- Naranja: es perfecto para las mujeres de piel muy clarita que tienen las ojeras azuladas, con este corrector se esconderán perfectamente. 

- Amarillo: Las ojeras moradas, típicas de las pieles más aceitunadas o morenas, desaparecen tras el corrector amarillento. 

- Morado: perfecto para imperfecciones moradas o amarillentas.

Debemos aprender a aplicarlos, con sencillos trucos como, que es preferible aplicar dos capas finas que una muy gruesa, siempre debemos extenderla con pincel y darle pequeños toquecitos con la yema del dedo anular para que se fundan bien con la piel.

Puedes leer más artículos similares a Tipos de correctores: elige la textura y el color que más te conviene, en la categoría de Maquillaje en Diario Femenino.