Tatuajes de insectos, ¿cuáles de ellos te harías?

Existen para todos los gustos, ¡no tendrás excusa!

Sonia Murillo

Los insectos son muy odiados por muchas personas, pero a otras les encantan. Por eso, hay muchas de ellas que deciden tatuárselos, bien porque les parecen bonitos o bien porque se sienten identificadas con algunas de sus características. Si a ti también te pasa, atenta a nuestras ideas de tatuajes de insectos porque algunas son adorables.

Tatuajes de insectos para todos

+ Hormiga: las hormigas tienen fama de ser trabajadoras, eficaces y competentes y, además, tienen una fuerza muy superior a lo que podría parecer por su diminuto tamaño. Nos gustan cómo quedan completamente en negro.

Tatuajes de insectos,

+ Mariquita: son uno de los bichitos más adorables de todos. Sus colores son muy vivos y seguro que te traen recuerdos de tu infancia, cuando jugabas a cogerlas y, después de recorrer tus manos durante unos minutos, se marchaban volando.

Tatuajes de insectos,

+ Abeja: es uno de los animales más importantes del planeta y, además, son capaces de elaborar uno de los mayores manjares del mundo: ¡la miel! Si eres de las que se la toma a cucharadas, ya sabes, pon una abeja en tu brazo.

+ Cucaracha: son bastante desagradables, así que probablemente quien se atreva a tatuarse una es porque quiere superar algún trauma, como hizo Dulceida al tatuarse una araña y confesó que le funcionó.

+ Mosca: las moscas viven muy poco tiempo, así que puede ser el tatuaje ideal para recordar que la vida es efímera y que hay que aprovechar cada momento al máximo, sin preocuparse demasiado y disfrutando todo lo que se pueda.

+ Escarabajo: a algunas personas les parecen muy bellos y lo cierto es que sus formas tienen cierto magnetismo. Nos gusta cómo queda con una especie de estampado encima, como si fueran las hojas por entre las que se mueve, pero dentro de su propia silueta.