Cómo adelgazar haciendo ejercicio y con una dieta sana

Teresa Guerra

 Cómo adelgazar haciendo ejercicio

Te apuntas al gimnasio, pasas allí horas y horas...y no obtienes resultados. Seguramente por tu mente pase la pregunta: ¿por qué no adelgazo si hago deporte? La respuesta puede estar en la alimentación, que resulta clave para entender cómo funciona nuestro cuerpo. La comida es energía que utilizamos, y saber cómo combinarla es importante para lograr nuestros objetivos.

Para saber cómo lograr perder peso haciendo ejercicio vamos a seguir algunos consejos que nos ayuden a combinar deporte y dieta de la forma adecuada. En primer lugar es importante establecer una rutina para ambos, ya que nos ayudará a que el cuerpo se acostumbre a recibir siempre la misma cantidad de comida y para que el ejercicio constante nos ayude a mantener unos músculos tonificados. Por ese motivo nos centraremos en una alimentación equilibrada que huya de las dietas extremas.

Dieta sana y ejercicio diario para adelgazar

Debemos comenzar sabiendo qué tipo de ejercicio vamos a realizar. Si el ejercicio es aeróbic o yoga, probablemente será demasiado moderado para que nos ayude a perder peso de forma efectiva, debemos combinarlo con otras actividades de intensidad moderada, que combinen cardio (correr, bicicleta etc.) con ejercicios de fuerza y estiramientos al comienzo y al final de cada entrenamiento. Esta rutina se debe seguir unas cinco veces por semana durante una hora.

Respecto a la alimentación, lo más importante es ajustar las cantidades respecto al esfuerzo realizado. Si llevas un estilo de vida sedentario es posible que al empezar a hacer deporte pases hambre y comas más cantidad, con lo que anularás sus efectos. Recuerda reservar los hidratos (patatas, pan, pasta, arroz…) para los días en que haces ejercicio, y evitar los excesos de dulces y grasas.

Una dieta sana a base de frutas, verduras y proteínas (carne, pescado, huevo) debe ser la base de tu alimentación. Apuesta por los alimentos integrales y las técnicas de cocina más saludables, como el horno, la plancha o el vapor, frente a las frituras. En pocos meses empezarás a notar los resultados.