8 reconocibles señales de que tu perro tiene fiebre

¿Cómo se cura la fiebre en las mascotas?

María Fernández

Las 8 reconocibles señales de que tu perro tiene fiebre

Detectar rápidamente que a tu perro le ha subido la temperatura es imprescindible para evitar que su salud vaya a peor. Aunque soñamos con que nuestra mascota pudiera decirnos a viva voz que no se encuentra bien, pero como (a día de hoy) no es posible hay que encontrar otras formas para saber si está bien.

Mantente alerta a estas reconocibles señales de que tu perro tiene fiebre. No dudes en consultar a tu veterinario por el bienestar de tu mascota cuando aprecies una subida de temperatura.

Las señales que muestren que tu perro tiene fiebre

Si notas estos síntomas en tu perro, tómale la temperatura. En caso de no disponer de las herramientas oportunas, el veterinario podrá hacerlo en una revisión.

1 Cambios en el aspecto y tacto de su nariz

La nariz de los perros tiende a estar más caliente y seca de lo normal. Es posible que también aprecies un aumento de las secreciones nasales.  

2 Le lloran los ojos

Es habitual que cuando sube la temperatura a las mascotas con fiebre les lloren los ojos o estos tengan aspecto de nublados.

3 Al tocarle está más caliente

Como nos ocurre a los humanos, la fiebre se traduce en que el cuerpo está más caliente de lo habitual. Por eso, es recomendable que toques a tu mascota para comprobar si le ha subido la temperatura.

4 Si tu perro tiene temblores

La fiebre, sobre todo cuando es muy alta, provoca temblores y escalofríos.

Cómo saber si tu perro tiene fiebre

5 Vómitos y diarreas

Es habitual que, junto a la subida de la temperatura, el perro sufra vómitos o diarreas.

6 No tiene ganas de jugar

La fiebre también provoca cambios en la conducta de tu perro. Si la temperatura es alta, notarás que tiene menos ganas de jugar, que está más cansado de lo habitual, que parece un poco tristón…

Algunos perros reaccionan de manera agresiva porque no se encuentran bien.

7 Tu perro se queja

Si tiene fiebre, es posible que tu perro tenga dolores y molestias. Por es, es posible que emita quejidos y pequeños aullidos provocados por el malestar.

8 Falta de apetito

Hasta el más comilón dejará de tener hambre con la fiebre. Sin embargo, no debes olvidarte de alimentarle y darle agua. Si no consigues que beba, utiliza una jeringuilla para meterle el líquido en la boca y que se mantenga bien hidratado.

¿Por qué tiene fiebre mi perro?

Igual que en los humanos, cuando aparece la fiebre existe algún tipo de enfermedad y infección. La subida de temperatura es un mecanismo de defensa del cuerpo contra algún patógeno que está haciendo daño. Sin embargo, también hay otras situaciones en las que la temperatura de tu perro puede estar más alta de lo normal.

No dudes en llevar a tu mascota al veterinario si tiene fiebre

+ Cuando en verano hace mucho calor, es normal que la temperatura de tu perro sea algo más alta. Esto también ocurre cuando tu mascota ha estado haciendo mucho ejercicio físico.

+ La fiebre también puede ser síntoma de una infección en los pulmones.

+ Es posible que tu perro tenga algún problema en los riñones que le haya causado una infección.

+ También pueden darse infecciones en el cerebro, en alguna herida, etc.

+ Algunos tipos de hongos también pueden causar fiebres.

+ Ciertas vacunas reaccionan con fiebre.

+ Los trastornos inmunológicos pueden subir también la temperatura.

+ El envenenamiento puede provocar fiebre, así como algunos parásitos tanto internos como externos.  

Cómo tomar la temperatura a tu mascota

La mejor manera para saber qué temperatura tiene tu perro es hacerlo con un termómetro rectal. Esto significa que le introducirás el aparato por el ano, por lo que debes hacerlo con precaución.

Que no se te olvide lubricarlo con un poco de vaselina para no hacerle daño y, una vez que hayas terminado, lavarlo bien. Trata de relajarle con caricias y palabras dulces para que no se convierta en una experiencia demasiado desagradable. Es posible que necesites la ayuda de otra persona para sujetarlo.

Puedes probar con dos tipos de termómetros:

+ Utilizar un termómetro digital es lo más recomendado porque será un proceso más rápido y fiable.

+ Usar un termómetro de mercurio implica el peligro de que este se pueda romper si el perro se mueve demasiado.

La fiebre canina y sus señales

Cómo bajar la fiebre a tu mascota

La mejor forma para bajarle la fiebre a tu can es con el tratamiento que te recomiende el veterinario. Pero hay algunas pautas que no se te pueden olvidar.

+ Utiliza una toalla mojada en agua fría (pero no congelada) para ponérsela en la cara, en las axilas o en las inglés.

+ Dale un baño con agua templada y seca bien el pelo para que no coja río.

¿Cuál es la temperatura normal de tu perro?

Normalmente, los perros tiene una temperatura corporal superior a la nuestra. Por eso, da la sensación de que siempre están muy calientes. No es que tengan fiebre siempre, sino que ese es su nivel de calentura normal. Por eso, es complicado darse cuenta que está ha subido.

Cuando tu perro no está enfermo ni tiene fiebre, su temperatura corporal se encuentra entre los 38,5 grados y los 39,5 grados. Cuando el termómetro marca más temperatura, entonces tu mascota no se encuentra bien. Cuando se alcanzan los 41 grados, la fiebre es más preocupante. Sus consecuencias pueden ser muy graves para la salud de la mascota.

Hay algunas circunstancias que pueden modificar la temperatura media de tu mascota: durante el embarazo, la lactancia, al ser cachorros, cuando son muy mayores…

Cuando empieces a notar que tu perro tiene fiebre, acude rápidamente al veterinario para que encuentre la causa y le recomiende el mejor tratamiento para su aso.