Por qué las mujeres trabajaremos gratis hasta finales de 2017

Debido a la brecha salarial, las mujeres trabajamos sin cobrar una media de 54 días al año

María Fernández

Hasta que termine el año, todas las mujeres trabajaremos gratis en España. Durante casi dos meses, las trabajadoras iremos a nuestros puestos de trabajo ‘sin recibir nada a cambio’. Y todo ello es por culpa de la brecha salarial, es decir, por la diferencia entre el salario que percibe el hombre y el que recibe la mujer.

Por qué las mujeres trabajaremos gratis

Pero, ¿esto qué significa? En primer lugar, se trata de una injusticia social a la que nos hemos acostumbrado y que no es, bajo ningún concepto, admisible. Según los datos de Eurostat, la Oficina Europea de Estadística, los hombres cobran un sueldo por hora que es un 14,9% más alto que el de las mujeres. Este informe dispone de los últimos datos obtenidos, que corresponden con los de 2014, y detalla que los hombres percibieron de media 25.727,24 euros anuales, mientras que las mujeres recibimos 19.744,82 euros.

De esta forma, si tenemos en cuenta que el bruto anual que percibimos es diferente, si recibiéramos la misma cantidad mensual desde principios de año, del 8 de noviembre al 31 de diciembre las mujeres dejaríamos de recibir un salario. Esto son 54 días de media al año trabajando gratis.

La brecha salarial en España y Europa

España se encuentra en el puesto 11º en el ranking de los países con menor brecha salarial, por encima de la media europea que se sitúan en el 16,3%. Esta es una cifra alarmante e inaceptable pero que, aún así, está por delante de otros países como Estonia (con una brecha salarial del 26,9%), República Checa (22,5%), Alemania (22%), Austria (21,7%), Reino Unido (20%) etc. Países como Dinamarca, Francia, Países Bajos o Finlandia también tienen una brecha salarial superior a la nuestra. En el otro lado de la lista destacan Italia y Luxemburgo (con una brecha del 5,5%), lo que significa que las españolas trabajan el triple de días gratis que estos países.

Que haya países por debajo no tiene que servir de justificación, y mucho menos de alivio, ya que esto supone que las mujeres están siendo discriminadas en el mercado laboral. Y es que la brecha laboral es mucho más que cobrar un salario menor. Esta injusta situación está provocando que las mujeres tengan una mayor dificultad de acceso, tengan peores contratos y de menor duración, un mayor porcentaje de contratos a tiempo parcial, menos presencia en los cargos de más responsabilidad, penalización por ser madres, etc.

Por qué las mujeres trabajaremos gratis hasta final de año

Y la cosa cada vez va a peor

Y, aunque parezca mentira, la cosa va a peor. Los datos de la EPA (Encuesta a la Población Activa) demuestran que las desigualdades van en aumento. A finales de 2016, se mantuvo la brecha de género en el desempleo, pero aumentó en el empleo, es decir, más hombres consiguieron un puesto que mujeres. Por otro lado, este informe indica que la mujer sigue siendo la que cuida del hogar, ya que más del 90% de las excedencias concedidas para cuidar a un familiar las solicitan mujeres. Y esta cifra sigue creciendo. Además, según denuncia el sindicato de trabajadores, se perjudica a las mujeres durante toda su vida laboral, pero esta brecha se acentúa aún más en la jubilación.

Pero, ¿qué es lo que hace que una mujer cobre menos que un hombre situado en un mismo puesto laboral? ¿Qué justificación dan los empleadores a dicha discriminación? Ojalá el año que viene no tengamos que volver a escribir una de estas noticias, ni a esta altura del año, ni a otra.