De vacaciones y trabajando: ¿cómo desconectar?

Napoleón Fernandez

Trabajando en vacaciones

Según una encuesta realizada por la agencia de viajes online Lastminute.com los españoles nos hemos subido al podio de los europeos que más trabajan durante sus vacaciones. Un 66 % de los españoles afirma seguir trabajando en su periodo vacacional, por detrás de irlandeses y de italianos que lo hacen un 75%. Estos datos contrastan con la media europea de un 58 % que tiene que seguir pendiente de su trabajo en vacaciones.

¿Por qué trabajamos en vacaciones?

Los motivos que ofrecen los 10.200 encuestados para no desconectar en vacaciones son varios. Lastminute.com ha estudiado estas razones con el objetivo de saber las necesidades del cliente durante sus días libres, estudiando así sus hábitos para poder ofrecerle todo lo que necesita en su tiempo de ocio. Pero resulta que el tiempo de ocio entre los europeos no es tanto como pensábamos. Y es que un 47 % de los encuestados asegura que su jefe espera de él que esté disponible durante sus vacaciones, promedio que se dispara otra vez en países como Irlanda, Italia o España, donde 63 % tiene que estar a disposición de su jefe en sus días libres.

Además de estar pendiente de lo que el jefe pueda requerir, hay otros motivos que mantienen a los españoles trabajando en vacaciones. Uno de ellos es que siempre queda algo por resolver. Así lo afirma el 38 % de los encuestados. Un 34 % dice hacerlo por su sentido de la responsabilidad. Y un 19 %, y esta ha sido la sorpresa, continúa trabajando en vacaciones porque le gusta trabajar. Pero la razón esgrimida que más nos preocupa es la de ese 14 % de españoles que afirma que se ve en la obligación de seguir trabajando por miedo a perder su empleo.

Desconectar en vacaciones

A la vista de este estudio realizado por Lastminute.com parece desmontado el mito de unas vacaciones relajadas y sin preocupaciones, algo que debería considerarse fundamental para el mejor rendimiento del trabajador y para poder desarrollar una vida plena en la que debería poder compaginarse a la perfección ocio y trabajo.

Además, los psicólogos alertan del peligro que supone para la salud no desconectar del trabajo. Estar pendiente del teléfono por si llama el jefe, continuar elaborando proyectos de cara a la reincorporación, y no dedicarse exclusivamente a disfrutar del tiempo libre puede generar en el trabajador un aumento del estrés y llegar al agotamiento psíquico.

Por eso se aconseja dedicar, si no todas las vacaciones, al menos unos días al descanso de verdad. Por desconectar un par de días el teléfono, tu empresa no se va a ir a la ruina, al contrario, si consigues relajarte y olvidarte por unos días de los problemas laborales, a la vuelta estarás mas capacitado para solucionar cualquier eventualidad.

Así que si eres de las personas a las que les cuesta olvidarse de su trabajo por unos días, te dejamos algunos consejos para tomarte unas verdaderas vacaciones: deja en el trabajo todo preparado y planificado para que las tareas sigan haciéndose sin ti. Delega lo principal en compañeros competentes y avisa a todo el mundo que no vas a estar disponible dejando a otra persona de referencia por si surge algún problema.

Con todos los asuntos laborales organizados, tómatelo en serio, y prepárate para disfrutar de unos días libres en algún lugar donde puedas relajarte y descansar.