Carta de amor a tu mejor amiga: cómo agradecer su amistad

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

 Carta de amor para una mejor amiga

Dicen que hay amigos que se convierten en parte de nuestra familia. A veces se convierten en algo más. Porque una amiga de verdad, una mejor amiga no es exactamente parte de nuestra familia. Sí ejerce el papel de apoyo incondicional, pero no el de censura o reproche, tan habitual entre los miembros de la familia.

Por esto, queremos celebrar el día del amigo con una de nuestras cartas de amor a una mejor amiga. A esa amiga a la queremos tanto que no encontramos las palabras para decírselo. Esta vez, hemos encontrado las palabras. Esas palabras que llegarán a su corazón en esta carta de amor a la mejor amiga.

Ejemplo de carta de amor a tu mejor amiga

Querida amiga:

Seguro que ya estás esbozando una sonrisa con esta carta en tus manos. Que sepas que, efectivamente, es una carta de amor. Porque aunque seguro que lo sabes, nunca te había dicho hasta ahora que "te quiero". Todo lo que significas para mi, puede resumirse en esa sonrisa reconfortante que me dedicas cada vez que nos encontramos.

Esa sonrisa tuya actúa como un faro para mí. Cuando estoy perdida sigo tu sonrisa y recupero el camino; cuando estoy hundida, me agarro con fuerza a tu sonrisa para salir a flote; y cuando creo que ya no puedo más, ahí me ilumina tu sonrisa para recordarme que tengo a alguien que me apoya incondicionalmente. Que no estoy sola, lo sé en cuanto compruebo que sigues sonriendo.

Me gustaría agradecerte no solo tu sonrisa medicinal, sino también todos esos abrazos terapéuticos que me envuelven como en una confortable manta cuando siento frío. Tus frases de aliento, tus consejos y hasta tus silencios cuando no sabes qué decir son también mis mejores amigos.

Porque cuando pienso en ti, que eres mi mejor amiga, pienso en la afortunada que soy de poder contar con una persona así en mi vida. Porque cumples a la perfección tu papel de mejor amiga, de consuelo, de esperanza, de impulso y, sobre todo, de diversión. Qué suerte he tenido de haberte encontrado en mi camino.

No me faltes nunca.