Carta de amor de compromiso: afianzando tu relación

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Cómo hacer una carta de amor de compromiso

Cualquier pareja necesita pasar por una serie de etapas que van desde el enamoramiento hasta el compromiso, pasando por la convivencia. Pero esos pasos no tienen por qué hacerse de la misma manera y el objetivo último, tampoco es el matrimonio, sino la consolidación de esa relación y el compromiso de ambos miembros.

Y es que cuando hablamos de compromiso en una pareja enseguida nos viene a la mente el chico que propone matrimonio a la chica, que le entrega por sorpresa un anillo de pedida, a poder ser durante su viaje a Paris, y es entonces cuando comienza un agotador proceso para organizar la boda.

Sin embargo, nosotras hablamos de otro tipo de compromiso, de un compromiso que saldrá de nosotras mismas en forma de una carta de amor, en la que reivindiquemos no solo el amor que sentimos por nuestra novio, sino nuestra convicción de que queremos pasar la vida con él. Por eso hemos escrito una carta de amor de compromiso.

Ejemplo de carta de amor de compromiso

Hola, mi amor:

Me gustaría que este día en que recibes mi carta de amor sea especial. Porque tengo algo importante que decirte. Y no, no debes asustarte ni echar a correr en cuanto oigas que lo que voy a decirte es sobre el compromiso. Porque no voy a pedirte que te cases conmigo, tan solo pretendo afianzar mi amor por ti.

Y es que llevo un tiempo pensando en nuestra relación, en lo bien que va y en lo felices que somos, especialmente desde que nos fuimos a vivir juntos. Esa convivencia que al principio parecía una prueba de fuego que nuestro amor debía superar, se ha convertido en estos meses en una conclusión bastante contundente: te quiero y quiero que sigamos siempre juntos.

Por eso quería escribirte esta carta de compromiso, porque debes saber que ya estoy comprometida contigo, que estoy dispuesta a pasar toda mi vida a tu lado porque eres el compañero perfecto. También estoy dispuesta a apoyarte, a ilusionarte y a animarte en tus proyectos.

Y como estoy tan segura de que nuestro amor es firme, de que nuestra relación es estable y de que estamos hechos el uno para el otro, no necesito que me sorprendas con una cena romántica y un anillo de compromiso, ni necesito que me pidas en matrimonio. Porque mi compromiso contigo lo firmo hoy, ahora, en esta carta.

Porque cuento contigo para el resto de mi vida.