Carta de amor para una bonita relación de verano

Escribe una bonita carta a tu amor de verano

María Fernández

¿Has vivido un amor de verano? Escríbele una carta

Los amores de verano suelen ser cortos, pero al mismo tiempo muy intensos. Nos dejan una huella en nuestro corazón que a veces se borra con un suave soplido. Pero en otras ocasiones, queda marcada para siempre a pesar de que otros vengan a ocupar su espacio.

Si te has enamorado en los meses de calor, te proponemos una carta de amor para una bonita relación de verano. Son ese tipo de palabras que querrías dedicarle al que ha hecho latir tu corazón durante las vacaciones una vez que ambos habéis tenido que volver a la rutina del día a día.

Coge las siguientes palabras, tómalas de ejemplo y úsalas para inspirarte. Crea tu propia carta de amor en la que le hagas ver lo mucho que ha significado para ti vuestra relación veraniega.

Ejemplo de carta de amor para tu relación de verano

Una carta de amor para una bonita relación de verano

Para mi amor de verano,

Desde el momento en el que empezamos a mirarnos éramos conscientes de que lo nuestro iba a tener un final. Antes de poder ponerle fecha de comienzo a lo nuestro, supimos cuándo íbamos a decirnos adiós. Y, sin embargo, no dejamos de disfrutar ni un segundo del tiempo juntos.

No sé si lo nuestro habrá sido amor verdadero, pero lo que tengo muy claro es que me costará mucho apagar esa chispa que encendiste aquel día. El escenario que ha rodeado a nuestra bonita historia de amor no podía ser mejor: los atardeceres en la playa, las caminatas por el puerto, la brisa marina enredando mi pelo… ¡Así es imposible no enamorarse! Por eso, este amor de verano siempre tendrá sabor y olor a mar.  

Una de las razones por las que te escribo esta carta es para darte las gracias. Gracias por todas las sonrisas que has esculpido en mi cara; gracias por todos los besos con los que has erizado mi piel; gracias por esos secretos que solo nosotros sabemos; gracias por los paseos en los que llegábamos hasta la luna; gracias por hacerme entender que hay amores de muchos tipos.

Pero hay algo más que quiero decirte: durante este tiempo de verano, te he querido. Si alguien leyera esta carta de amor pensaría que estoy loca por atreverme a pronunciar un ‘te quiero’ ante el que solo ha estado un mes a mi lado. Sin embargo, tanto tú y como ello sabemos que nuestro amor va mucho más allá de esas dos palabras.

Todo el mundo dice haber tenido una relación de verano. Pero, sinceramente, no creo que todos hayan tenido la suerte de vivir lo mismo que nosotros. Puede que la nuestra no haya sido una relación amorosa a lo Romeo y Julieta, pero es su fugacidad y pasión la que la ha hecho única. Podría describirla como especial, romántica, apasionada, feliz… Pero ninguna de estas palabras conseguiría transmitir lo que he llegado a sentir por ti.

Sin embargo, ya se ha acabado el verano y nos hemos visto obligados a volver a lo de siempre. Al descubrirme a mí misma llevando de nuevo mi vida normal y corriente me he enfadado mucho conmigo misma. ¿Cómo he sido capaz de levantarme si no es a tu lado? ¿Cómo puedo comer otra cosa que no sea tu receta? Mi ‘yo’ de agosto no me reconoce.

Pero, a pesar de lo felices que hemos sido, desde la perspectiva pero aún con un poco de resaca amorosa me empiezo a dar cuenta de que es posible que en un tiempo lleguemos a olvidarnos el uno del otro. Sin embargo, sé que siempre, en algún rincón escondido de mi cabeza, estará tu recuerdo.

Por eso, esto no es una despedida para siempre, sino un ‘hasta que vuelva a pensar en ti’.

Porque te he querido,

Tu amor de verano