Cómo maquillarse para ir a una boda de día y de noche

Eugenia Carré

Si estás invitada a una boda y ya lo tienes casi todo, vestido, bolso, zapatos y complementos, sólo te falta el maquillaje. No lo dejes en segundo plano y haz que se convierta en la estrella de tu outfit. Tenemos que elegir nuestro maquillaje teniendo en cuenta el lugar dónde se va a celebrar la boda y si es de día o de noche. 

En este tipo de maquillaje, el protagonista es el rostro, por lo que debemos aplicarnos una base de maquillaje perfecta para que nos dure toda la fiesta sin necesidad de retoques. El rostro será la estrella que despertará todas las miradas, sin menospreciar a la novia, ella es la autentica protagonista.

Cómo maquillarse para ir a una boda de día

Para empezar, aplicaremos una prebase y los correctores necesarios para eliminar de nuestro rostro cualquier tipo de imperfección. La base de maquillaje debe adaptarse perfectamente a nuestra piel y aplicarla siempre con brocha para que dure más y tenga un aspecto mucho más natural. 

El iluminador es un auténtico must, pero con mucho cuidado, no somos un oso panda. Ilumina en las zonas clave, para darle luz a tu rostro y dota de protagonismo nuestros puntos clave, como son el lagrimal, bajo el hueso de la ceja, la parte alta del pómulo y las sienes. 

Cuando vayas a decidir por que sombra decantarte, utiliza alguna que ya hayas usado con anterioridad, probar sombras nuevas puede hacer que no te veas tú misma y no te sientas cómoda. 

Para acertar, opta siempre por colores tierra, cobres y tostados, son una apuesta segura que combina con todos los looks, dándoles un aire muy elegante. En el maquillaje de día daremos protagonismo a nuestras mejillas, aportándoles un toque de dulzura e inocencia. Los labios para el día buscan colores la discreción y la sencillez. 

Cómo maquillarse para ir a una boda de noche

Un evento de noche, aunque sea una boda, si nos permite explayarnos un poco más en nuestro maquillaje. Seguimos dándole fuerza al rostro, pero sin endulzarlo demasiado. Las sombras en smokey son de lo más demando para este tipo de eventos, eso sí, no caigas en el error de remarcar tu mirada y tus labios a la vez, en una ceremonia así no es una buena combinación. Si optas por los labios, el burdeos es perfecto, llévalo con las mejillas desnudas y unos ojos en un precioso segundo plano. 

Puedes leer más artículos similares a Cómo maquillarse para ir a una boda de día y de noche, en la categoría de Maquillaje en Diario Femenino.