Aquagym: cómo adelgazar con ejercicios en el agua

Teresa Guerra

Adelgazar en el agua

Para adelgazar con eficacia las claves habituales son dos: deporte y dieta. Una alimentación equilibrada y algo de ejercicio pueden obrar milagros en nuestro cuerpo si somos constantes y, sobre todo, si nos informamos correctamente de qué es lo que más nos conviene. Igual que no vale cualquier tipo de alimentación, elegir un buen deporte es clave par conseguir nuestro objetivo.

Entre las posibles opciones, como pueden ser el aeróbic, el running, la musculación etc. destacan los deportes acuáticos. La resistencia que ofrece el cuerpo al estar sumergido nos obliga a ejercer mayor fuerza, de forma que se tonifican los músculos. Cualquier tipo de natación tiene además la ventaja de que nos obliga a ejercitar la mayoría de los músculos del cuerpo, consiguiendo un resultado más global.

Ejercicios de aquagym para adelgazar

El aquagym es una modalidad deportiva que combina ejercicios de fitness pero realizándolos en el agua, de forma que aumenta los niveles de consumo de oxígeno a la vez que protege de forma más eficaz el impacto sobre las articulaciones y reduce el cansancio por generar mayor sensación de refresco.

Es una de las mejores opciones para perder peso, sobre todo en verano, con eficacia y rapidez. Se practica, igual que el aeróbic en clases grupales donde se realizan los ejercicios aeróbicos al ritmo de la música y bajo la guía de un preparador físico que alterna los ritmos para que bajen o suban las pulsaciones de forma alternativa, maximizando la eficacia del ejercicio.

Además de una buena dieta y de acudir a clases de aquagym una o dos veces por semana, existen otros ejercicios ideales para practicar en la piscina, desde nadar a caminar dentro del agua, realizar abdominales o saltos, cualquiera de estas rutinas será más efectiva si se realiza dentro del agua. Otra ventaja es que puede realizarlo cualquier persona, incluso está recomendado para la rehabilitación de las lesiones.