Remedios caseros para la taquicardia

Irene Gusi

Se denomina taquicardia a un ritmo cardíaco rápido recurrente y, aunque la mayoría de las causas que producen la taquicardia son benignas, debe ser observado y evaluado por un médico para descartar cualquier problema más grave.

Reduce tu ritmo cardíaco con remedios caseros

Existen algunos remedios caseros para calmar un ritmo cardíaco rápido.

Uno de los mejores remedios es la relajación. El estrés aumenta el ritmo cardiaco, por lo que es importante cambiar hábitos en nuestra vida cotidiana para calmarnos. Es recomendable ir más relajados a los destinos, realizar ejercicio de forma regular, hacer una dieta equilibrada y practicar actividades que reduzcan el estrés.

El descanso también es muy importante si quieres reducir el ritmo cardíaco. Se trata de dormir de forma adecuada por la noche y descansar durante el día.

Los estimulantes no son recomendables para las personas con taquicardia. Si quieres calmar un ritmo cardíaco rápido elimina o reduce estimulantes como la cafeína, el café y el chocolate.

El calor y la deshidratación también son causas de taquicardia. Hay que beber 8 vasos de agua diaria y evitar exponerse a altas temperaturas. 

Además de estos remedios existen otros basados en la medicina natural con ingredientes conocidos y fáciles de conseguir.

La valeriana ejerce un efecto tranquilizante y se encarga de regular el ritmo cardíaco. Se trata de hervir una cucharada de valeriana en una taza de agua durante 10 minutos y tomar la infusión por las noches.

Otra infusión sería hervir durante 10 minutos una cucharada de flores secas de espino en una taza de agua. Es aconsejable tomar dos tazas diarias pues ayuda a regular las pulsaciones y baja la presión arterial.