6 remedios caseros con agua

Marta Valle

Remedios caseros con agua

El agua es un elemento fundamental para la supervivencia de todas las formas conocidas de vida. Sus propiedades básicas son bien conocidas por todas nosotras, por lo que nos vamos a centrar en la capacidad de este líquido para proporcionarnos numerosos remedios caseros con los que combatir una enorme cantidad de dolores y malestares.

Elaborar remedios caseros con agua

1 Uno de los usos más conocidos del agua reside en sus propiedades como agente hidratante del organismo. Por esa razón, los médicos recomiendan la ingesta aproximada de dos litros diarios, especialmente cuando padecemos algún tipo de afección relacionada con las vías respiratorias.

2 Si tomamos dos vasos de agua en ayunas podemos evitar una anomalía digestiva tan común en las mujeres como es el estreñimiento.

3 Si mezclamos agua tibia con un poco de limón podremos obtener un gran remedio casero para combatir los efectos de una mala digestión. La acción combinada de ambos productos produce que el ácido cítrico de la fruta se mezcle con los ácidos estomacales, de forma que sea posible simular los jugos gástricos y facilitar el proceso digestivo.

4 Algunos profesionales de la nutrición indican que esta combinación de agua tibia con limón facilita, además, la pérdida de grasa y, por tanto, el adelgazamiento.

5 La profusa, a la par que descomunal, pérdida de líquidos provocada por una dolencia tan frecuente como la diarrea suele contrarrestarse con la ingesta de abundante agua,con el objetivo de combatir la deshidratación asociada a esta dolencia.

6 El cuidado de la piel también puede potenciarse con el uso de ese bien tan preciado que es el agua. La deshidratación, especialmente en las pieles más secas, puede provocar la aparición prematura de arrugas y de líneas de expresión. La ingesta diaria del agua que necesita nuestro organismo va a proporcionar la suficiente hidratación para que nuestra epidermis luzca suave a la par que saludable.