7 consejos para retomar el ejercicio tras las vacaciones

Andrea Azcona

Consejos para retomar el ejercicio

Sabemos que las vacaciones son un periodo para relajarnos y disfrutar de las comilonas familiares, las siestas en la playa, las cervecitas con amigos... Pero con la vuelta a la rutina, es hora de volver a activar nuestro cuerpo

Vuelve a sentirte activo después de las vacaciones

1. En primer lugar, mentalízate: recuerda lo beneficioso que es hacer ejercicio para tu salud y lo bien que le sienta a tu cuerpo activarse de nuevo. Además, psicológicamente ayuda a reforzar la autoestima y ser más positivo para estos duros meses de trabajo o estudio. ¿Qué más se puede pedir?

2. Antes de empezar, fíjate un objetivo concreto. Si lo que quieres es correr una maratón o adelgazar 5 kilos, escríbelo en un papel y ponlo en un lugar visible como la nevera, por ejemplo, y así recordarás a diario cuál es tu meta.

3. Una vez fijado el objetivo, determina el tipo de ejercicio que vas a hacer. Si se trata de bajar peso, elige una actividad aeróbica como correr, mientras que si lo que quieres es tonificar o adquirir flexibilidad tendrás que optar por yoga, pilates o pesas. A partir de ahí, define días, horarios y lugar donde practicarlo.

Adriana Lima haciendo deporte

4. ¿Tienes los puntos anteriores claros? Bien, entonces manos a la obra: Como has estado un tiempo sin ejercitar tus músculos, cuídalos. Empieza a hacer tu actividad física con movimientos lentos, y en caso de utilizar pesas, hazlo con las más pequeñas y poco a poco ve aumentando. Ve progresivamente y sin exigirte demasiado.

5. Importantísimo: Calentamiento y estiramiento de los músculos. Haz una serie de ejercicios y movimientos suaves antes de cualquier deporte para ayudar a que tu cuerpo se prepare para la actividad, y de esta manera evitar que se produzcan lesiones. Después del ejercicio, realiza estiramientos para que tus músculos y articulaciones reduzcan su intensidad por el esfuerzo y vuelvan a su estado natural.

6. Recuerda hidratarte antes, durante y después de la actividad física. Cuando haces ejercicio durante un tiempo prolongado, tu cuerpo pierde más agua que la que puede producir; por eso hay que reponerla y evitar así deshidratarte.

7. Si lo necesitas, acude a un entrenador físico o un profesor que te asesore sobre el tipo de ejercicio que estás llevando a cabo y te ayude a conseguir tu meta. Hoy en día es muy fácil conseguir una persona que guíe tu actividad y te motive.

¡Ánimo, tú puedes!