Remedios caseros para la candidiasis u hongos vaginales

Marta Valle

Remedios caseros para la candidiasis

Candida albicans es un hongo unicelular -muy parecido estructuralmente a la levadura- que, normalmente, se encuentra situado tanto en la vagina como en otras partes del organismo femenino. Cuando existe algún desequilibrio, este hongo puede llegar a multiplicarse de forma totalmente desproporcionada causando infecciones vaginales. Éstas -conocidas comúnmente como candidiasis- pueden deberse a diversos factores como el consumo de antibióticos, deficiencias alimenticias, quimioterapia, el uso de determinados productos de higiene femenina, ciertos anticonceptivos orales o el propio proceso de embarazo. Para solventar esta anomalía podemos complementar los tratamientos médicos al uso con remedios caseros.

Mitigar los síntomas de la candidiasis con remedios caseros

Un remedio casero clásico para aliviar los síntomas derivados de una candidiasis genital se basa en la toma de baños de asiento con vinagre de sidra de manzana. Para llevarlos a cabo, tan sólo tenemos que preparar nuestra bañera con agua tibia, verter una taza de este producto y sumergirnos durante un periodo máximo de unos 20 minutos. Gracias a la utilización del vinagre de manzana de sidra, el pH se regularizará progresivamente, generando un entorno menos hospitalario para la candida albicans.

Otra alternativa casera para el tratamiento de la candidiasis reside en la utilización de aceite de coco. Remedio respaldado, además, por investigaciones científicas que afirman que los ácidos grasos que componen este producto son capaces de eliminar definitivamente al hongo causante de la infección. Es importante que el aceite de coco sea orgánico y sin refinar, para poder aplicarlo directamente sobre la piel afectada. También podemos optar por la opción de ingerir una cucharada al día. Existe, por otra parte, la posibilidad potenciar el efecto de este truco mediante la utilización de un poquito de ajo.

Un último remedio casero popular para combatir los efectos de una infección tan molesta como la candidiasis resulta en la preparación de media taza de yogur con un poco de canela en polvo. Para lograr un resultado positivo, debemos aplicar la mezcla resultante directamente en la zona afectada -con un aplicador medicinal, a ser posible- durante cinco noches consecutivas.