Cómo saber si tu jefe está pensando en despedirte

7 señales de que tu puesto de trabajo está en peligro

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

La mayoría de las veces un despido te pilla por sorpresa. Vas un día a trabajar pensando que es un día más, un día como otro cualquiera y de pronto te encuentras con la noticia del despido. Generalmente los despidos no ocurren espontáneamente y te ha sorprendido porque no has visto las señales previas. descubre cómo saber si tu jefe está pensando en despedirte. Tal vez si tienes una conversación con él puedan cambiar las cosas.

Señales de que tu jefe está pensando en despedirte

Unas son más claras que otras, unas son más sutiles y otras son más directas, pero siempre hay algún movimiento en la empresa que te debe hacer reaccionar ante el peligro de despido.

1 Tu puesto está anunciado en una web de empleo

Puede que estés echando un vistazo en LinkedIn y te encuentres cara a cara con que tu puesto está anunciado como una vacante. Esto solo puede significar dos cosas: o que te van a despedir o que van a ascenderte. Así que sigue atenta.

2 Reconocimiento en el trabajo

Hace tiempo que no recibes elogios por tu trabajo, hace tiempo que no te reconocen tu esfuerzo. Y eso que antes sí lo hacían. Atenta porque puede ser que tu jefe quiera tomar distancia contigo, que hayas bajado en tu rendimiento o que ya no le seas útil.

3 La actitud de tu jefe

Si antes tenías una buena relación con tu jefe y ahora está más distante, sospecha. También puede que él esté pasando un periodo de estrés, pero ese distanciamiento suele ser previo al despido.

4 Las críticas de tu jefe

No solo no te reconoce tu trabajo, sino que además te critica, te regaña y parece que todo lo haces mal. Para la empresa ya no eres la persona competente que entró aunque tú no consigues ver dónde está el error porque sigues dando lo mejor de ti misma.

5 Cambio de funciones

Un buen día, tu jefe aterriza en tu mesa con cara de pocos amigos y te dice que a partir de hoy vas a hacer otras cosas. Te olvidas de tus funciones anteriores y pasas a desempeñar otras nuevas y no precisamente interesantes. Seguramente te ocuparás de los asuntos más tediosos.

6 Reparto de tareas

Por órdenes de arriba, te encuentras explicando a algunos compañeros tus propias funciones para que ellos puedan hacerlas. El trabajo que vienes haciendo hasta ahora se está repartiendo entre el resto de compañeros. Sospechoso, ¿no?

7 Ausencia en las reuniones

Si antes te mantenían al tanto de forma directa de lo que ocurría en la empresa y ahora ya no te convocan a las reuniones, es porque está habiendo un movimiento de personal y todo indica que te va a perjudicar.

Si observas alguna de estas señales, procura tener una conversación a solas con tu jefe para ver qué está pasando. Tal vez te diga directamente que ya no cuenta contigo o tal vez se trate de un malentendido o un proceso temporal que se puede solucionar.