¿Cómo son los músculos del abdomen?

Músculos abdominales

Los músculos del abdomen de la mujer están formados por varios grupos que se mueven en diferentes direcciones y que combinan sus acciones entre sí en función del movimiento que estás realizando.

Así, por ejemplo, cuando flexionas la columna vertebral estás trabajando principalmente el recto abdominal; cuando giras la cintura, el énfasis del ejercicio recae sobre los oblicuos externos e internos, y el transverso abdominal comprime tu estómago y colabora en el trabajo de los oblicuos.

Los mejores ejercicios abdominales para la mujer


Los mejores ejercicios abdominales para la mujer son aquellos que implican todos estos grupos musculares desde diferentes ángulos, especialmente los oblicuos y los transversos, que son los encargados de apretar tu estómago, también por los laterales, y afinar tu cintura.

Por eso, más que miles de repeticiones de los clásicos encogimientos que trabajan en exclusiva el recto abdominal (la parte frontal del centro de tu abdomen), es necesario incorporar ejercicios que activen la musculatura central de nuestro cuerpo de un modo más profundo y global, con especial incidencia en oblicuos y transversos.

¿Sabes cómo son los músculos del abdomen? 

El músculo transverso se encuentra a nivel profundo y realiza una verdadera función de faja natural. Cuando se contrae, reduce el diámetro de la cintura permitiendo así estabilizar la columna. Esto sucede cuando provocamos una presión intraabdominal, por ejemplo al toser o reírnos. 

El problema es que en muchos casos, este músculo tan importante se encuentra desactivado y no ejerce su función. Si conseguimos activarlo, incluso de forma involuntaria, mejoraría nuestra postura, tendríamos una espalda libre de dolor y una cintura más estrecha.

Muchas veces nuestros músculos abdominales se hallan ocultos tras una capita más o menos gruesa de tejido adiposo que solo es posible eliminar cuidando la alimentación y practicando algún tipo de deporte aeróbico -correr, nadar, montar en bici...- un par de veces por semana durante al menos 40 minutos. También ayudan los tratamientos localizados que permiten movilizar esas grasas, especialmente si lo combinas con rutinas físicas pues los efectos de ambos se potencian entre sí.

Otro elemento que no favorece la zona es que muchas mujeres, más que grasa, lo que tienen es una mala postura y eso hace que luzcan un vientre dilatado y padezcan problemas de espalda. Basta mantener el abdomen apretado, tal como lo aconsejaban las abuelas, los hombros levantados y cuello recto y relajado para mejorar nuestra figura. Esta contracción significa estar trabajando los abdominales durante 24 horas por lo que es más eficaz que hacer 500 encogimientos y no hacer nada más hasta el siguiente día.

Esperanza Díaz  •  jueves, 30 de junio de 2011

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Galería

  • Famosas y deportistas

    Famosas y deportistas

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x