Qué tipo de infidelidad duele más: ¿emocional o física?

El dolor provocado por una deslealtad de pareja

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

¿Hay perdón para la infidelidad? Muchos responderán que depende. Y depende en gran parte de si se trata de una infidelidad emocional o una infidelidad física. Porque para poner los cuernos a una pareja no hace falta pasar por ninguna cama, a veces la traición emocional duele mucho más que la física. Qué crees que duele más, ¿la infidelidad emocional o la física?

Lo que duele la infidelidad física

Una infidelidad física es cuando tu pareja se acuesta con otra persona. Duele, ¿verdad? Y el dolor de la traición no entiende de grados porque cada persona lo sufre de una manera. Pero cuando depositas tu confianza en una persona a la que amas y esa persona destroza esa confianza, hay muchas probabilidades de que tu mundo se derrumbe.

En cualquier caso las relaciones de pareja no tienen límites cerrados y hay incluso parejas abiertas en las que una relación sexual con otra persona no se considera infidelidad. ¿Y cuántas veces se ha acostado tu pareja con esa otra persona? No es lo mismo ese llamado "desliz" de una noche de fiesta que tener una amante habitual. Pero el dolor, insistimos, le llega a cada persona en diferente intensidad.

Si no tienes una relación abierta, que tu pareja se acueste con otra persona es una traición, un engaño y una deslealtad. La lealtad, que es más importante incluso que la fidelidad. Si tu pareja te ha engañado una vez, puede dolerte como un pinchazo en forma de traición y puedes incluso perdonar cuando el dolor se vaya. Pero, ¿no se irá también la confianza?

Sin embargo, si tu pareja insiste en la infidelidad, cuando te enteras puedes percibir claramente cómo tu autoestima se derrumba. Las emociones se convierten en huracanes de confusión y es muy frecuente que ese huracán arrase con el amor que tenías y con la relación en sí. Con todo, hay personas que perdonan una infidelidad física.

Qué es la infidelidad emocional

Pero pasemos a la infidelidad emocional, esa en la que no hay contacto físico, sino un vínculo emocional muy fuerte entre tu pareja y otra persona. No se trata de una amistad, ¿o acaso él lo llama amiga especial? Cuidado con los eufemismos que utilizan algunas personas para no reconocerse a sí mismos que se han enamorado de otra persona.

Puede ocurrir que tu pareja te deje de querer, que se enamore de otra persona. Sabes que eso puede ocurrir y que puede ocurrirte a ti. Pero cuando eso ocurre, se rompe la relación de pareja, es lo más honesto. Lo que no es honesto ni tiene perdón es que tu pareja mantenga dos relaciones paralelas sin comunicártelo, por más que en una de ella no tenga relaciones sexuales.

Lo que duele la infidelidad emocional

Porque la infidelidad emocional duele más que la física, sin duda alguna. Las parejas abiertas no tienen exclusividad sexual pero sí tienen exclusividad sentimental. Que tu pareja se vincule emocionalmente a otra persona, que te engañe como si se estuviera acostando con esa persona aunque no lo haga, que te mienta y te diga que ha quedado con sus amigos cuando ha quedado con ella provoca heridas irreparables.

La confianza no se recupera en esos casos porque la infidelidad emocional no deja de ser relativa. Y lo que no se puede definir provoca dudas, sospechas, inseguridad. ¿Me estaré volviendo loca? ¿Me he convertido en una celosa posesiva que no quiere que su pareja tenga amigas? Si alguna vez te has hecho estas preguntas por una presunta infidelidad emocional de tu novio, no dudes. No estás loca.

Y piensa que una persona que es capaz de mantenerte en tal estado de angustia, ansiedad, dudas e inseguridad, una persona que es capaz de ver cómo tu propia personalidad se derrumba ante una situación incierta, una persona que es capaz de mantener esa situación, es una persona que no merece tu amor ni tu perdón.

 

Puedes leer más artículos similares a Qué tipo de infidelidad duele más: ¿emocional o física?, en la categoría de Fidelidad en Diario Femenino.