Carta de amor para sorprender a tu pareja: Recuérdale cuanto le quieres

Tamara Sánchez

Carta de amor para sorprender a tu pareja

Las relaciones de pareja hay que cuidarlas muy bien para evitar caer en la monotonía. A veces, cuando llevamos mucho tiempo con una misma persona se nos olvida recordarla cuanto la queremos, pero lo cierto es que el amor hay que avivarlo día a día y no solo en fechas señaladas.

Si bien es verdad que tratar de sorprender a nuestra pareja en los días especiales es muy importante, tener un detalle con tu novio en el momento más inesperado es algo que él agradecerá mucho y no podrá olvidar nunca. Además, conseguirás dar chispa y reavivar la magia entre vosotros.

Y como nosotras somos unas apasionadas del terreno sentimental hemos pensado que no hay nada mejor que una de nuestras cartas de amor para sorprender a tu pareja recordándole todo lo que sientes por él. Por eso, hemos escrito una por ti. Solo tendrás que darle tu toque personal, elegir el momento adecuado para entregársela y ¡SORPRESA! ¡Le encantará!

Ejemplo de carta de amor para sorprender a tu pareja

Hola, mi vida

Supongo que te escribo para decirte algo que seguro que ya sabes, pero que hoy me gustaría recordarte: Te quiero. Te quiero por todos tus defectos, por tus manías, por tu manera de hacerlo todo al revés, por tu miedo a que las cosas salgan mal, por la forma que tienes de no entenderme nunca.

Te quiero cuando la cagas y no tienes ni idea de cómo pedir perdón, cuando llegas tardes y te justificas alegando que he sido yo la que ha llegado demasiado pronto, cuando cometes un error y pones en tu cara esa sonrisa de ‘yo no he sido’. Te quiero cuando me preguntas dónde me apetece ir aunque en realidad sepas de sobra que me da igual el lugar siempre y cuando sea  contigo, como cuando me llevas a cenar a nuestro restaurante favorito y yo lo único que quiero es terminar rápido para poder comerte a besos cuanto antes. Te quiero por como me cuidas, porque en tus brazos me siento como en casa, porque me haces fuerte e invencible. Te quiero porque no solo me has enseñado a quererte a ti, sino también a quererme un poquito más a mí misma. Te quiero de todas las formas posibles y de las imposibles también porque este amor que siento hacia ti se escapa de lo racional.

Y es que no he querido nunca a nadie tan fuerte como te quiero a ti. Eres la respuesta a todas mis preguntas, el número uno en mi lista de prioridades. Me siento muy afortunada teniéndote a mi lado porque nunca antes nadie había sido capaz de hacerme temblar incluso sin ni siquiera tocarme, capaz de enamorarme cada día un poquito más.

Y es que… ¿Cómo no te voy a querer? ¿Cómo no me voy a arriesgar si contigo siempre gano? Y si algún día nos toca perder, seguro que lo afrontamos juntos. Hasta entonces todas mis cartas llevarán escrito tu nombre y estoy dispuesta a utilizarlas en todas las jugadas de mi vida.

Porque mi vida eres tú.