¡Reconócelo, le quieres! Tips que revelan que te has enamorado

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Cómo reconocer que estás enamorada

Hay momentos en la vida en los que tenemos tanto miedo de las relaciones de pareja por las cicatrices que llevamos a cuestas que no nos atrevemos a reconocer que nos hemos vuelto a enamorar. Pero por mucho que te niegues, las señales de que te has enamorado están ahí. Reconócelo, porque le quieres.

Señales que indican que te has enamorado

Has conocido a un hombre, has quedado un par de veces con él, no te has podido aguantar y tampoco has querido y te has acostado con él. El chico además de ser un dios del sexo, tiene toda la pinta de ser encantador y no puedes dejar de pensar en él. ¿Te has enamorado? Estas son las señales que lo demuestran.

1 Su nombre. Ninguna de tus amigas, ni tus compañeros de trabajo, ni tus compañeras de clase de inglés, ni tu madre, ni tu hermana, ni tu demás familia tienen necesidad de preguntarte cómo se llama ese chico que has conocido hace unos días porque no dejas de hablar de él. Su nombre sale en todas la conversaciones y el mundo te perdonará tu monotema si reconoces que te gusta. Que te gusta mucho.

2 Su sonrisa. Llevas su sonrisa agarrada en el alma y por eso piensas en modo poético y por eso tú también sonríes constantemente. Hasta cuando tu jefe te encarga tareas titánicas imposibles de llevar a cabo, tú sonríes como una boba, porque eres más feliz que nadie.

3 Su cuerpo. Te ruborizas solo de pensar en las escenas de la noche en que te acostaste con él. Vas caminando por la calle y notas un cosquilleo poco habitual, sonríes, te muerdes el labio, la gente te está mirando. Y no puedes alejar de tu mente las imágenes.

4 Su olor. Todo te huele a él. Su aroma, como su sonrisa, también se te ha agarrado al alma, al corazón o a la nariz, no sabes bien dónde, pero el caso es que unos días después aún notas su aroma. Tu nariz se enamora antes de que tú puedas reconocerlo, así que haz caso a tu olfato.

5 Su teléfono. Te resulta fundamental darle los buenos días, las buenas noches, la buenas tardes, los buenos mediodías...el flujo de mensajes es constante y te sientes tan bien que esta situación no puede ser tan mala. ¿Verdad? No es mala, es peor. Reza para que sea un hombre que merece la pena porque te acabas de enamorar.