Suegra y amiga: así se consigue una buena relación

Parece como si existiera una guerra inevitable entre suegras y nueras, pero aquí estamos para romper los esquemas con el objetivo de llevar una vida tranquila y feliz. Es posible llevarte bien con tu suegra y sabemos cómo se consigue una buena relación. Porque tu suegra también puede ser tu amiga.

Requisitos para conseguir una buena relación con tu suegra

A veces hemos oído hablar de esas suegras bonitas que no se meten en nada, que no critican, que no juzgan, que no presionan y que no manipulan. También hemos oído hablar de esas suegras que se convierten en aliadas o incluso en amigas. Para ser sinceras, no es que las hayamos visto, pero cuentan que alguna hay.

Así que hemos pensado que todas podemos mejorar la relación con la suegra y para ello hacen falta algunos requisitos. El primer requisito y fundamental es que tu suegra quiera llevarse bien contigo. Si ella prefiere mantener la guerra, no podemos hacer nada por evitar el desastre. Pero como nos hemos despertado optimistas, no tenemos motivos para pensar que esa señora no busque la estabilidad y la paz familiar.

El segundo requisito es que tú no te obceques en ejercer de mala nuera pensando que todo lo que hace y dice tu suegra tiene como objetivo hacerte daño. Dejemos atrás las teorías conspirativas. Acude a su casa o a su llamada de teléfono con ánimo más conciliador y menos combativo.

Alabar sus platos es del todo imprescindible si quieres contar con el favor de tu suegra y sumar a tu vida todos esos beneficios de tener suegra, que los hay. Porque tu suegra cocina muy bien, eso no lo podemos negar. Pero tampoco es cuestión de que te acerques a tu suegra pensando únicamente en beneficiarte de la situación, alguna concesión te toca hacer.

Sí, la concesión es la que más temías. Para llevarte bien con tu suegra debes ir a comer los domingos, no todos, tranquila, pero sí muchos. Y también debes participar de la organización de eventos familiares con cara sonriente y buena disposición. Estas concesiones son las únicas que te librarán de aceptar otras propuestas peores como pasar las vacaciones con tus suegros o un fin de semana en la playa.

Puedes leer más artículos similares a Suegra y amiga: así se consigue una buena relación, en la categoría de Pareja en Diario Femenino.

Publicado:
Actualizado: